10 graves errores al momento de cocinar

Refrigerar juntos alimentos crudos o cocidos, no cocer por completo guisados basados en huevo, o no lavar los trastes, errores comunes contra la salud

06/09/2011 8:23
AA

Una de las principales preocupaciones de todas las mamás, es cuidar la higiene en la preparación de la comida de nuestros hijos; sin embargo, en la cocina de nuestras propias casas se incurre en graves errores que pueden amenazan la salud de nuestros hijos con infecciones o intoxicaciones.

Es por lo anterior que autoridades sanitarias señalan los errores más comunes en los que se incurren en casa y la forma de remediarlos, a fin de evitar enfermedades en nuestras familias:

• Descongelar alimentos a temperatura ambiente, en especial en verano cuando los  microbios se multiplican con suma facilidad. Debemos descongelar a temperatura controlada bajo refrigeración y consumirse en un plazo máximo de 24 horas; nunca se debe re congelar. Si se descongela en el microondas habrá que consumir de forma inmediata.

• Guardar juntos en el congelador  alimentos crudos y cocinados, pues esto provoca una  contaminación cruzada directa, un intercambio de microbios. Lo correcto es almacenar los alimentos cocinados en la parte superior de la nevera, para evitar goteos procedentes de de los crudos que deberán situarse preferiblemente en las bandejas inferiores.

• No cocer por completo carnes de pollo o preparaciones con huevos; es necesarios dejar bien cocidos estos alimentos  y consumirlas de forma inmediata.

• No fregar con detergente los platos, es un error muy pasar los trastos por el agua del grifo y secarlo, además de ser una limpieza ineficaz y deficiente, se contamina el trapo de secado, que puede re contaminar manos u otras  superficies. Deben utilizarse siempre platos diferentes para alimentos crudos o semielaborados y los ya cocinados por completo. Si se va a usar el mismo plato, debe lavarse antes con agua caliente y jabón y secar con una toalla de papel de un solo uso.

• Preparar mayonesas y otros aderezos que no se van a consumir al momento, en especial las preparadas con huevo crudo se consideran de elevado riesgo alimentario, por lo que durante su preparación deben extremarse las precauciones de higiene. Es fundamental reducir el tiempo entre la elaboración y el consumo. Se debe usar la cantidad justa de mayonesa a consumir en el momento o bien utilizar los productos comerciales.

• Cocinar por etapas, el riesgo está en el proceso de calentamiento – enfriamiento. Cuando se prepara un platillo es preferible realizarlo de un tirón y, si se hace con antelación, (algunas recetas necesitan reposar y ganan sabor de un día para otro) hay que hacerlo siempre bajo condiciones de refrigeración.

• Dejar que los alimentos se enfríen durante un tiempo excesivo antes de colocarlos en el refrigerador, pues  en solo unos minutos a temperaturas templadas los microorganismos se multiplicarán de manera exponencial y adquieren poblaciones de dimensiones alarmantes. No es conveniente introducirlos aún calientes en la nevera porque podrían elevar la temperatura de refrigeración en el interior de la nevera pues afectaría la inocuidad de los alimentos  almacenados con antelación. Los alimentos cocinados y calientes deben dejarse enfriar un máximo de dos horas antes de refrigerarlos.

• Dejar alimentos ya preparados o sobras de un día para otro en el horno o a temperatura ambiente, pues además de la presencia de microbios aumentan  posibilidades de presencia de insectos.

• Probar alimentos para ver si “todavía están buenos”, los sentidos no son de confiar para valorar su estado, hay que poner los medios para prevenir que los microbios puedan desarrollarse.

• No lavarse las manos antes de comenzar a  guisar.

(Con información de 20minutos.es)
 


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: