4 enfermedades crónicas que pueden dificultar el embarazo

Necesitarás llevar un control rigoroso del embarazo

15/08/2017 12:37
AA
enfermedades crónicas

Para concebir un hijo con una enfermedad crónica es recomendable consultar al médico antes de la concepción y llevar un control rigoroso del embarazo.

Padecer enfermedades crónicas requiere que nos cuidemos más o nos limitemos en algunas actividades, no todas claro. Cuando de embarazo hablamos puede no ser muy fácil para la salud, tanto del feto como de la madre, sin embargo no quiere decir que las mujeres que las padezcan deban renunciar a la posibilidad de tener un bebé.

En sumédico.com te decimos las cuatro enfermedades crónicas que no te limitan de tener un hijo, pero, en estos casos es recomendable consultar al médico antes de la concepción y llevar un control rigoroso del embarazo, según advierte el libro “Vivir el embarazo”.

Te recomendamos: ¿Cómo se diagnostica la infertilidad femenina? 

Enfermedades crónicas en el embarazo

Problemas cardíacos

Muchas mujeres con enfermedades cardíacas tienen hijos con absoluta normalidad. Por supuesto, todo depende de la gravedad de la dolencia, pero en casi todos los casos el control médico y el descanso adecuado permiten tener un parto normal.

Epilepsia

La mujer epiléptica deberá sopesar muy bien su decisión y discutirla con el médico antes de concebir.

La medicación empleada para el tratamiento de esta enfermedad (que deberá seguir tomando durante el embarazo) puede producir daños graves al feto.

A pesar de ello muchas mujeres pueden reducir la medicación que toman e incluso tomar fármacos alternativos, de manera que les permiten llevar una vida normal y no resultan tan nocivos para el feto.

Enfermedades renales

La existencia de una enfermedad renal no es necesariamente un obstáculo para procrear, aunque la mujer que la padece debe someterse a un estricto control médico durante el embarazo sobre todo de su tensión arterial.

Te puede interesar: ¿Qué son las técnicas de reproducción asistida? 

Diabetes mellitus

Las hormonas del embarazo pueden agravar una diabetes diagnosticada o provocar una diabetes latente en una mujer con predisposición.

Es fundamental controlar el nivel de glucemia de la gestante, puesto que esta enfermedad puede producir anomalías en el feto y trastornos en la salud de la madre.

Sin embargo, si se realiza un seguimiento médico estricto, no hay razón para que la mujer con diabetes no tenga un hijo sano y normal.


Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: