OMS: Adicción a videojuegos sí es un problema mental grave

Dejar de comer o dormir por los videojuegos alerta una adicción

02/01/2018 3:33
AA
adicción a los videojuegos

Los videojuegos pueden ser muy divertidos, siempre y cuando, no se vuelvan una prioridad

Los videojuegos pueden llegar a ser muy divertidos para los jóvenes, sin embargo, si se sobrepasan los límites, pueden pasar de la diversión a un problema serio de adicción a los videojuegos y aislamiento que ya es considerado un problema mental para la Organización Mundial de la Salud (OMS)

Esta es la primera vez que la OMS considera la adicción a los videojuegos como un problema mental que requiere atención médica.

>>Te puede interesar: ¿Por qué comer solo es malo para la salud? 

Adicción a los videojuegos, problema mental 

De acuerdo a la OMS, esta patología, será incluida en la próxima edición de la Clasificación Internacional de Enfermedades, la cual no ha sido actualizada desde 1992.

En el borrador del documento, la adicción a los videojuegos se describe como un patrón de comportamiento de juego continuo o recurrente, tan severo que se vuelve prioridad sobre otras actividades como comer, dormir, socializar y estudiar.

Otros países como Gran Bretaña, consideran este problema como uno de salud pública grave. Incluso, hay clínicas especializadas para tratar la adicción a los videojuegos en dicho país.

En la nueva versión de la Clasificación Internacional de Enfermedades, se describen los principales síntomas que alertan un problema de adicción, para que tanto médicos como padres de familia puedan detectar el problema a tiempo.

Algunos de los síntomas de adicción a los videojuegos que se incluyen son:

  • Pérdida de control para jugar videojuegos, tanto en frecuencia, intensidad y duración.
  • Incremento en la prioridad por jugar frente a otras actividades primordiales.
  • Persistencia por jugar a pesar de presentar consecuencias negativas.

De acuerdo al doctor Richard Graham, especialista en adicción a la tecnología en el Nightingale Hospital en Londres, es un acierto empezar a considerar esta situación como una enfermedad mental.

“Es importante porque crea la oportunidad de tener servicios mucho más especializados y lo pone sobre la mesa como algo que debe ser tomado con seriedad”, dice el especialista.

Sin embargo, jugar videojuegos tampoco es malo y no todas las personas que los juegan sufren un trastorno, de acuerdo a Vladimir Poznyak, Jefe del Departamento de Salud Mental de la OMS.

Sólo el comportamiento fuera de control puede causar un deterioro importante en las áreas de funcionamiento personal, familiar, social, educativo y ocupacional.

¿Cómo distinguir la adicción a los videojuegos?

Los expertos afirman que el patrón de comportamiento debe ser lo suficientemente grave como para causar un deterioro significativo que pueda considerarse como una adicción.

“El comportamiento del juego y otras características son evidentes durante un periodo de al menos 12 meses para que se asigne un diagnóstico, aunque la duración requerida puede acortarse si se cumplen todos los requisitos de diagnóstico y los síntomas son graves”, advierte Poznyak.

Así mismo, Helena Matute, maestra en Psicología de la Universidad de Deusto, señala que hay que saber diferenciar los comportamientos adictivos de los que no lo son.

“Hay que distinguir lo que son adicciones y lo que es uso problemático, por ejemplo, si te causas daño a ti o a terceros con esa conducta”, concluye.

Recuerda que lo mejor es divertirse con videojuegos pero con medida, no volverlos una prioridad. Si por jugar, se deja de comer, dormir o hacer actividades como ir a la escuela o salir con amigos, es momento de buscar ayuda profesional.

>>Te puede interesar: 5 tendencias en salud que no puedes perderte en 2018 

(Con información de BBC)

 


Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: