Agresión entre estudiantes, por popularidad

Un estudio encontró que la intimidación a los compañeros de grupo más que un problema mental es una herramienta de escala social

10/02/2011 5:20
AA

Para un adolescente la popularidad nunca es suficiente, siempre buscan ser más admirados, por ello es que de acuerdo con un estudio aquellos con alta popularidad pero no la mayor son quienes más intimidan a otros niños para ser aún más admirados.

Pues de acuerdo con la investigación existe en los populares la creencia de que molestar y demostrar su superioridad ante los demás mejora su reputación frente a los demás compañeros.
 
El estudio, publicado en la revista American Sociological Review, analizó las respuestas de tres mil 700 alumnos de nivel secundaria para conocer la frecuencia con que eran objeto de agresión física, verbal, rumores o intimidación indirecta y a la vez se les pregunto cuantas veces ellos ejercían esto contra otros compañeros.
 
Los investigadores además incluyeron preguntas para que escribieran el nombre sus cinco mejores amigos para determinar quiénes eran los más populares.
 
Los niños que se encontraban en la parte superior de la jerarquía social de la escuela, pero no en la parte más alta, eran los más propensos a molestar o a ser agresivos hacia los demás.
 
Y de acuerdo con Robert Faris, profesor asistente de sociología de la Universidad de California en Davis, la agresión en la escuela poco tenía que ver con problemas de salud mental, sino más bien era visto como una poderosa herramienta para escalar socialmente en la jerarquía de la popularidad.
 
Por el contrario, mientras quienes están en la cima de la popularidad, mostrarse agresivos con sus compañeros podría ser contraproducente, pues estaría revelando a los demás que está inseguro de su posición social.
 
Para los niños con la posición más baja en la escala social molestaban muy poco a otros niños porque tenían muy poco poder para acosar con mayor frecuencia, señalan los investigadores.
 
Este mismo estudio encontró que tanto niñas como niños eran igualmente agresivos y propensos a intimidar a otros, mientras que al ver que sus intimidaciones les ofrecían un escalón más arriba en la popularidad aumentaban sus agresiones contra otros niños.
 

Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: