Anabólicos contra la buena salud

Se ha comprobado que el consumo de esteroides anabólicos afecta a la salud por el aumento repentino de testosterona.

12/01/2011 2:28
AA

La cuestión estética puede llevar al hombre a cometer errores tales como privarse de comer alimentos, o bien consumir sustancias que prometen acelerar el metabolismo del cuerpo ya sea para adelgazar o para incrementar el volumen muscular e, incluso, para rendir más en una competencia.

Pero esto no ocurre solamente entre los deportistas profesionales, ya que dentro de la población común la necesidad de pertenecer al selecto grupo de los estéticamente perfectos, el hombre es capaz de cualquier cosa.

En España, por ejemplo, los médicos han anunciado que cada vez tratan a más pacientes que llegan con esterilidad o disfunción eréctil a causa del consumo de esteroides y, sin importar que cada vez arresten a más personas involucradas en el tráfico de estas sustancias, la distribución ilegal en gimnasios y en el mercado negro no cesa.

Esta información se reveló durante el último Congreso de la Sociedad Europea de Medicina Sexual.

Rafael Prieto, vicepresidente de la Sociedad Española de Andrología, medicina sexual y reproductiva (ASEFFA), asegura que los casos de esterilidad a causa de los anabólicos se han triplicado. “Aumentan después de Navidad y en primavera. Todos quieren conseguir unos abdominales como una tableta de chocolate”, afirma el especialista.

Además de la esterilidad, los anabólicos también pueden provocar enfermedades cardiovasculares y hepáticas, un grave aumento del colesterol, alopecia y cambios de temperamento, entre otros males.

Para Ferran García, especialista del Instituto Marqués de Barcelona, este es ya un problema de salud pública y considera que “en el caso de España, esta cifra (6 por ciento) equivaldría a 20.000 personas, mayoritariamente varones de entre 25 y 29 años” en relación con un informe obtenido de la Comisión Europea.

El problema es que el consumo entre jóvenes se ha incrementado dramáticamente y esto es lo que ha puesto en alerta a las autoridades. Para García es importante ” informar a los padres, muchos pueden estar viendo cómo sus hijos compran estos productos y creer que son para llevar una dieta más sana, cuando en realidad se trata de sustancias con riesgos a corto y largo plazo”.

Entre los problemas principales que se dan en el organismo debido al exceso de testosterona es el aumento en las mamas de los hombres, y los testículos que pueden reducirse hasta en un 20 por ciento de su tamaño.

Para los entendidos, la única solución es terminar con la venta indiscriminada de estas sustancias, ya que se da mucho por internet y en gimnasios en donde algunos instructores los recomiendan, tanto por la cuestión económica como por ignorancia. (Con información de El País)
 


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: