Aprende a meditar en casa

Olvídate del estrés y la depresión con 30 minutos de meditación

25/10/2016 4:03
AA

La meditación es una de las mejores herramientas para olvidarte del estrés que surge por el trabajo u otros problemas.

Madhav Goyal, investigador de la Universidad Johns Hopkins, explica que meditar 30 minutos al día, reduce los síntomas de ansiedad y depresión, por lo que es altamente recomendable.

“La meditación parece proporcionar un alivio similar al constatado con antidepresivos en otros estudios”, dice.

Por su parte,  Miriam Subirana, doctora por la Universidad de Barcelona, escritora y profesora de meditación y mindfulness, indica que a largo plazo, los beneficios son muy marcados ya que ayuda a afrontar de una mejor manera los obstáculos que se nos presenten, a tener mayor fortaleza para las crisis y a ser nosotros mismos en todo momento.

“La puerta de entrada a la meditación es la respiración. Focalizar nuestra atención en la respiración, en las sensaciones que experimenta nuestro cuerpo, nuestros músculos, etc., facilita los cambios temporales a nivel físico y psíquico”, detalla.

Cómo meditar en seis pasos

Comúnmente creemos que para meditar requerimos de lugares especializados, muchos instructores y dinero, sin embargo, no es así.

Por ello, Subirana comparte cuáles son los seis pasos para realizar una meditación básica en la comodidad de tu hogar. ¡Toma nota!

  1. Busca un lugar tranquilo y acogedor. Pon luz tenue y música suave para que tengas el ambiente adecuado.
  2. Siéntate en el suelo con la espalda recta, sin tensarte y respirando hondo. Mantén tus hombros y brazos relajados.
  3. Elige un punto frente a ti y fija tu mirada. Poco a poco ve alejando tus distracciones.
  4. Observa tus pensamientos sin juzgarlos o retenerlos.
  5. Crea pensamientos e imágenes positivas de ti mismo. Visualízalos y mantenlos unos minutos.
  6. Al terminar, cierra los ojos un instante y crea un absoluto silencio.

“Debemos tocar nuestras creencias limitantes y liberarnos de ellas”, explica.

Hazlo un hábito

Para obtener todos los beneficios, la especialista indica que debemos convertirlo en un hábito,

“Al cabo de unas semanas, la actitud del practicante de meditación ya es visiblemente distinta. Siente que es capaz de llevar a cabo sus sueños porque está fuertemente conectado con lo que le motiva. Y eso, al fin y al cabo, es lo que nos da la vida”, afirma.

Lo más importante es también cambiar el estilo de vida o de lo contrario, de nada servirá meditar.

“Si meditamos, pero no cambiamos nuestro estilo de vida ni nuestros hábitos limitadores, conseguiremos mejorar nuestra relación con el entorno y con los demás, pero no habrá una transformación profunda”, concluye.

(Con información de El País)


Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: