Azucareras culparon a grasas de enfermedades coronarias

En la época de los 60, la industria pagó a investigadores para culpar a las grasas

13/09/2016 3:16
AA

Desde hace años se considera que la enfermedades coronarias surgen por el abuso de grasas; sin embargo esta idea fue impuesta por las azucareras quienes en los años 60, pagaron para que así se estableciera.

Un estudio realizado por el Dr. Stanton A. Glantz, de la Universidad de California, Estados Unidos, afirma que tras acceder a documentos internos de la Fundación de Investigación del Azúcar (SFR), actualmente Asociación del Azúcar, se encontró que en esa época las azucareras pagaron a investigadores para culpar a las grasas de los problemas coronarios.

Entre los papeles se incluían conversaciones entre la organización y un profesor de nutrición de la Universidad de Harvard, que en aquel año, fue codirector del primer programa de investigación de la enfermedad coronaria de la fundación.

El doctor Glantz establece que en el año 1965, la SFR realizó una investigación sobre enfermedades coronarias en donde se centraron en la grasa y colesterol de la dieta, minimizando la idea de que el azúcar fuera un factor de riesgo.

Industria influye en estudios de nutrición

Tras este hallazgo, Stanton y su equipo de colaboradores comprobaron que aunque la investigación tiene casi 50 años, los informes actuales aún tienen la influencia de las industrias alimentarias.

“Este balance histórico de los esfuerzos de la industria demuestra la importancia de contar con opiniones escritas por personas sin conflictos de interés y con transparencia en la información financiera”, indicaron.

 Pocas evidencias de azucareras

A pesar del hallazgo, los investigadores reconocen que no hay pruebas directas de que la industria azucarera cambiara la revisión de la “New England Journal of Medicine”, la revista en donde se publicó el estudio.

Señalan que los papeles y documentos obtenidos sólo muestran una “pequeña visión” de las actividades de la industria y no se ha analizado el papel de otras organizaciones como las alimentarias.

“Que sirva como advertencia a políticos, investigadores, editores de revistas y periodistas de la necesidad de considerar el daño a la credibilidad cuando se trata de estudios financiados por compañías de alimentos con intereses creados en los resultados. Hay que encontrar mejores maneras de financiarlos y de gestionar los potenciales intereses en conflicto”, enfatizó la doctora en medicina Marion Nestle, de la Universidad de Nueva York.

(Con información de Infosalus)


Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: