Bebidas que parecen saludables pero no lo son

Algunas bebidas aportan más azúcares que un refresco de cola sin que lo notes

01/02/2017 10:48
AA

Desde 2016, la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha intensificado la alerta del daño que provocan las bebidas azucaradas a la salud, por lo que la recomendación es reducir su consumo o elegir otros productos más saludables.

Los refrescos, que son las bebidas favoritas de muchos, pueden aportar 31.8 gramos de azúcar por lata, lo que supera considerablemente la recomendación de la OMS de 25 gramos al día.

Actualmente existe una amplia gama de bebidas sanas; sin embargo, muchas de ellas pueden causar efectos negativos incluso más graves que los de un refresco, debido a que su contenido de azúcar pasa desapercibido o está disfrazado.

Por ello, a continuación te decimos siete bebidas que aseguran ser más sanas pero que realmente no lo son. ¡Toma nota!.

Licuado envasado

Consumir 250 ml de los licuados envasados, aportan 28 gramos de azúcar sin que te des cuenta.

“Estas bebidas, que también pueden incluir otros ingredientes como zumo, frutas o cereales, son alimentos generalmente ricos en azúcares añadidos y no deben sustituir a las frutas, la leche o al agua”, explica Manuel Moñino Gómez, presidente del Colegio Oficial de Dietistas-Nutricionistas.

Asimismo, contienen un aditivo conocido como carragenina, que hace al licuado espeso, pero que puede ser perjudicial para bebés menores de cuatro meses.

Un estudio de la Universidad de Illinois, asegura que la carragenina también se ha relacionado con la inflamación del intestino, especialmente del colon, debido a que el sistema inmune lo detecta como una amenaza.

Jugo de frutas envasado

Los 28 gramos de azúcar que aportan 250 ml, pueden favorecer el desarrollo de hipertensión, obesidad abdominal, y altos niveles de triglicéridos y glucosa, si se consumen más de cinco porciones por semana.

“Hay que distinguir entre el zumo 100% exprimido, de fruta estrujada y envasada, poco frecuente y caro; del zumo a partir de concentrado, en el que se exprime la fruta, se elimina el agua y se utiliza como ingrediente al que se le añaden más elementos como conservantes o saborizantes; y del néctar, que supone el 50% de fruta, mínimo por ley, pero con azúcares añadidos, y están desaconsejados en cualquier dieta. El problema es que la gente cree que tomar un zumo de fruta es como tomar fruta, y no es el caso”, indica bioquímico y divulgador J.M. Mulet.

Smoothies

Esta bebida cremosa que se prepara con la pulpa de la fruta, leche hielo o helado, puede aportar 62.5 gramos por cada 250 ml.

De acuerdo a un estudio publicado en LiveLighter, los smoothies caseros aportan más calorías que una hamburguesa y más azúcar que un refresco de cola.

En el caso de los comerciales, el problema es mayor ya por cada medio litro, el tamaño promedio de los envases, se consumen 125 gramos de azúcar y 1.000 calorías, el equivalente a dos hamburguesas grandes.

Bebidas energéticas

Una investigación realizada por la Universidad de Bonn, afirma que el consumo frecuente de estas bebidas afecta la salud del corazón a corto plazo, debido a que tan sólo 250 ml aportan 27.5 gramos de azúcar.

“La cafeína que contienen puede ocasionar problemas de irritabilidad, sobreexcitación, insomnio, angustia o problemas gastrointestinales, que pueden agudizarse en niños y adolescentes”, indica Moñino.

Té helado

Muchas de estas bebidas sólo contienen 10% de té (con suerte), completando el resto con agua, edulcorantes y grandes cantidades de azúcar que ocultan el sabor amargo y la astringencia.

Tan sólo una botella de 250 ml aporta 27.5 gramos de azúcar, lo que representa un gran problema ya que muchas personas lo consumen a diario porque lo consideran inofensivo.

Por si fuera poco, la disminuida cantidad de té que pueda contener una bebida, pierde sus propiedades como los polifenoles, por el proceso de embotellamiento.

Leche de cacao

Una cucharada tiene 2.8 gramos de azúcar y 250 ml de leche semidescremada tiene 12 gramos, lo que al final suma un total de 15.8 gramos de azúcares.

“Un cacao soluble al uso tiene entre un 70 y un 76% de azúcar, lo que quiere decir que lo que estás tomando no es cacao, es más bien azúcar con sabor a chocolate”,  menciona el nutricionista Juan Revenga.

Asimismo, su contenido en fosfatos ha sido relaciona con la insuficiencia renal.

Frappé

Es bien sabido que esta bebida no es lo más saludable del mundo y que es rica en azúcares; sin embargo, pocos saben la verdadera cantidad que aporta.

Un estudio de la fundación británica Action Sugar, reveló la cantidad de cucharadas de azúcar que se esconden en una bebida de 350 ml: nueve cucharadas que suman 36 gramos.

(Con información de El País)


Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: