publicidad

Vida Sana

Agotamiento

  • 30/06/2016
  • 18:25 hrs.

Definición


Es una sensación de falta de energía, de agotamiento o de cansancio.


Consideraciones




La fatiga no es lo mismo que la somnolencia. Por lo general, la somnolencia es la sensación de una necesidad de dormir, mientras que la fatiga es una falta de energía y de motivación. La somnolencia y la apatía (un sentimiento de indiferencia o de no importar qué suceda) pueden ser síntomas que acompañan a la fatiga.


La fatiga puede ser una respuesta normal e importante al esfuerzo físico, al estrés emocional, al aburrimiento o a la falta de sueño. Sin embargo, también puede ser un signo inespecífico de un trastorno psicológico o fisiológico más grave. Cuando la fatiga no se alivia con el hecho de dormir bien, nutrirse bien o tener un ambiente de bajo estrés debe ser evaluada por un médico. La fatiga es un síntoma común y por lo general no se debe a una enfermedad grave.


El patrón de fatiga le puede ayudar al médico a determinar su causa subyacente. Por ejemplo, si usted se levanta descansado en la mañana, pero rápidamente presenta fatiga con la actividad, puede tener una afección física continua, como hipotiroidismo. Por otro lado, si usted se despierta con un bajo nivel de energía y tiene fatiga que dura todo el día, puede estar sufriendo depresión.


Causas comunes




Existen muchas causas físicas y psicológicas posibles de la fatiga. Algunas de las más comunes son:



La fatiga también puede acompañar a las siguientes enfermedades:



Ciertos medicamentos también pueden causar somnolencia o fatiga incluyendo los antihistamínicos para tratar las alergias, los medicamentos para la presión arterial, las pastillas para dormir, los esteroides y los diuréticos.


El síndrome de fatiga crónica (SFC) es una afección que empieza con síntomas seudogripales y dura alrededor de seis meses o más. Se descartan primero todas las otras causas de fatiga antes de hacer este diagnóstico. La mayoría de las personas con SFC no obtienen mucho alivio del descanso.



 

Cuidados en el hogar





  • Duerma todas las noches de modo adecuado, regular y la misma cantidad de horas.

  • Consuma una dieta saludable y bien balanceada, y beba abundante agua a lo largo del día.

  • Haga ejercicio regularmente.

  • Aprenda mejores formas de relajación. Ensaye con yoga o meditación.

  • Mantenga un horario de trabajo y personal razonable.

  • De ser posible, cambie las situaciones estresantes. Por ejemplo, cambie de trabajo, tome vacaciones y enfrente directamente los problemas en la relación de pareja.

  • Tome multivitaminas. Consulte con el médico respecto a lo que sea mejor en su caso.

  • Evite el consumo de alcohol, nicotina y drogas.


Si usted padece de dolor crónico o de depresión, el hecho de tratar cualquiera de ellos a menudo ayuda con la fatiga. Sin embargo, algunos medicamentos antidepresivos pueden causar o empeorar la fatiga, en cuyo caso, es posible que se tengan que ajustar para evitar este problema. NO cambie ni deje de tomar ningún medicamento sin antes recibir instrucciones del médico.


Los estimulantes (incluyendo la cafeína) NO son tratamientos efectivos para la fatiga y realmente pueden empeorar el problema cuando se suspenden. Los tranquilizantes también tienden a la larga a empeorar la fatiga.


 



 


Cuándo contactar a un profesional médico




Consulte con el médico de inmediato si:



  • Está confundido o mareado.

  • Tiene la visión borrosa.

  • Tiene muy poca o nada de orina o aumento de peso o hinchazón reciente.


Llame al médico si:



  • Presenta debilidad o fatiga continua e inexplicable, especialmente si está acompañada de fiebre o pérdida de peso involuntaria.

  • Presenta estreñimiento, piel reseca, aumento de peso o intolerancia al frío.

  • Se despierta y se vuelve a dormir muchas veces durante la noche.

  • Tiene dolores de cabeza.

  • Está tomando algún medicamento, ya sea recetado o no, o está consumiendo drogas que pueden causar fatiga o somnolencia.

  • Se siente triste o deprimido.

  • Padece insomnio.




Lo que se puede esperar en el consultorio médico


El médico llevará a cabo un examen físico completo, prestando atención especial al corazón, los ganglios linfáticos, la glándula tiroides y el sistema nervioso. A usted le harán preguntas sobre la historia clínica, los síntomas, al igual que sobre el estilo de vida, hábitos y sentimientos.


Algunas de las preguntas pueden ser:



  • ¿Hace cuánto tiempo sufre de fatiga? ¿Se desarrolló recientemente o hace mucho?

  • ¿En el pasado ha padecido de fatiga? Si es así, ¿Tiende a ocurrir en ciclos regulares?

  • ¿Cuántas horas duerme cada noche?

  • ¿Tiene problemas para dormirse? ¿Se despierta durante la noche?

  • ¿Se despierta sintiéndose reposado o fatigado?

  • ¿Ronca o alguna persona que duerme cerca de usted le dice que ronca?

  • ¿Ha notado alguien que usted deja de respirar por períodos cortos durante el sueño?

  • ¿Se siente cansado o fatigado durante todo el día? ¿La fatiga empeora a medida que transcurre el día o permanece más o menos igual?

  • ¿Se siente aburrido, estresado, infeliz o decepcionado?

  • ¿Cómo están sus relaciones?

  • ¿Ha muerto recientemente alguna persona querida en su vida?

  • ¿Ha tenido más actividad (física o mental) últimamente?

  • ¿Cómo es su alimentación?

  • ¿Hace ejercicio en forma regular?

  • ¿Presenta otros síntomas como dolor, dolor de cabeza o náuseas?

  • ¿Ha tenido algún cambio reciente en su apetito (mayor o menor) o en su peso (aumento o disminución)?

  • ¿Toma medicamentos recetados o no? ¿Cuáles?


Los exámenes que se pueden llevar a cabo son, entre otros:



  • Exámenes de sangre para verificar si hay anemia, diabetes y posible infección

  • Exámenes de la función tiroidea, renal y hepática

  • Análisis de orina


Actualizado el 28 de julio de 2010


Fuente: http://www.nlm.nih.gov/

publicidad

publicidad

publicidad

publicidad