publicidad

La rara enfermedad que impide permanecer de pieVida Sana

La rara enfermedad que impide permanecer de pie

70 millones de personas en todo el mundo han sido diagnosticadas con disautonomía.

  • Ingrid Consuelo Silva Palma
  • 28/12/2018
  • 12:54 hrs.

Desmayos y fracturas son los mayores riesgos de la disautonomía. Se llama disautonomía y es una falla del sistema nervioso central autónomo que impide a las personas permanecer mucho tiempo de pie.





Al respecto, la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), refiere que el principal mecanismo de información en el cuerpo está constituido por un sistema de neuronas que se comunican unas con otras; este sistema se divide en:





1.Sistema Nervioso Central (SNC). Conformado por cerebro y médula espinal.





2.Sistema Nervioso Periférico (SNP). Une el SNC con los receptores sensoriales.





Por lo tanto, cada forma de actividad consciente dependerá de la actividad combinada de las unidades funcionales del Sistema Nervioso.





Te recomendamos: ¿Cuál es la mejor dieta para reducir la inflamación crónica?





Disautonomía afecta a 70 millones de personas a nivel mundial





En ese sentido, la Secretaría de Salud (Ssa) ha alertado por el reporte de 70 millones de personas diagnosticadas con disautonomía a nivel mundial.





La enfermedad puede presentarse a cualquier edad y es el resultado de la falla del sistema nervioso central autónomo, encargado de regular funciones como la respiración y la función gastrointestinal.





Los síntomas de disautonomía más comunes son:





  1. Taquicardia
  2. Mareo
  3. Cansancio
  4. Debilidad
  5. Dificultad cognitiva
  6. Visión borrosa.




Clasificación. La disautonomía se puede clasificar en primaria y secundaria; es primaria cuando las causas son desconocidas y secundaria cuando aparece como consecuencia de enfermedades autoinmunes.









Riesgos. El mayor riesgo para las personas que viven con este padecimiento son las fracturas como consecuencia de desmayos.





Los desmayos ocurren luego del descenso en la presión arterial y la disminución de la frecuencia cardíaca.





Al respecto, Gabriela Chávez Basurto, responsable de Nutrición Clínica en la Unidad Médico Quirúrgica del Hospital Juárez del Centro, explicó que las personas con disautonomía no debe permanecer mucho tiempo de pie.





Si se requiere permanecer de pie, la sugerencia es moverse y contraer los músculos de las extremidades para estimular la circulación sanguínea y evitar desmayos.





También te sugerimos: 4 de cada 10 mexicanos con hipertensión y no lo saben





Finalmente, Chávez Basurto explicó:





“Se debe comer cada dos o tres horas y en porciones pequeñas; reducir el consumo de azúcares simples como pasteles y refrescos; cuidar la ingesta de sal y mantenerse hidratados con líquidos variados, como agua de coco, agua mineral y jugos, para evitar que los síntomas se agudicen”.


publicidad

publicidad

publicidad

publicidad