Buenos hábitos deben continuar en vacaciones

Dormir bien, hacer ejercicio y llevar una alimentación balanceada contribuyen a mantener la salud infantil.

01/08/2013 9:53
AA
Dormir entre siete y nueve horas es un hábito que deben seguir los niños en edad escolar aunque estén en época de vacaciones, señala Carlos Solís Pérez, jefe del Servicio de la Clínica de Trastornos del Sueño del Hospital General regional No. 1 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).
 
El especialista añade que dar continuidad al estilo de vida saludable, evita problemas de sueño y descanso en el regreso a clases.
 
Tener un sueño reparador, explica, aumenta en los niños la capacidad intelectual y física, les da relajación muscular y ayuda a liberar la tensión acumulada durante el día.
 
Además, dormir bien genera estabilidad emocional y orgánica, favorece la estimulación de la producción de la hormona del crecimiento y permite a los niños amanecer con ánimo para realizar actividades físicas e intelectuales, refiere el especialista en un comunicado del IMSS.
 
Otro consejo es darle al niño una alimentación balanceada y procurar que practique ejercicio diario, ya sea en la mañana o en la tarde, porque esto le ayudará a dormir profundamente. 
 
La actividad física, advierte el experto, permite que los infantes en edad escolar liberen la energía producida por los alimentos, además de evitar que por la noche tengan ganas de jugar o hacer otras actividades
 
En cuanto a la comida, la clave está en dar desayunos nutritivos y cenas ligeras.
 
Solís Pérez destacó que la importancia de inculcar una rutina de sueño sana desde la infancia permitirá mantenerla en la edad adulta, lo que permitirá que el individuo aproveche su actividad diurna y tenga un sueño de calidad.
 
Otra recomendación para procurar un buen sueño es dejar la luz, la televisión y aparatos reproductores de música apagados, porque estimulan al cerebro y no permiten que se llegue a una fase profunda del sueño, en la que se logra el descanso total.
 
La ventaja de establecer horarios de sueño a los niños, concluye el especialista, es que se baja el riesgo de presentar irritabilidad, depresión y ansiedad, debido a que durante la noche el cerebro disminuye su actividad para mantener un equilibrio de sus funciones, puntualizó. (Fuente:IMSS)

Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: