Buscan que avances científicos lleguen a pacientes

Secretaría de Salud, UNAM y Conacyt firman una carta de intención para facilitar la transición de la investigación básica en aplicaciones clínicas.

20/04/2017 11:49
AA

En México sólo el 1% de la investigación médica logra ser aplicada en la práctica clínica, para romper con esta tendencia, la Secretaría de Salud, la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM)  y el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), crearon el Consorcio Nacional de Investigación en Medicina Translacional e Innovación.

Este proyecto es pionero en América Latina y su objetivo será integrar las investigaciones realizadas en los 13 institutos de salud, los centros de investigación del Conacyt y los centros de investigación de la UNAM, para lograr que las nuevas tecnologías e innovaciones ayuden a mejorar la salud de los mexicanos.

Presentado por el Dr.Guillermo Ruiz-Palacios, titular de la Comisión Coordinadora de Institutos Nacionales de Salud y Hospitales de Alta Especialidad , este proyecto trabajará con  un presupuesto derivado de las instituciones participantes, concretamente de programas ya existentes que se van a reorientar.

Empezarán a trabajar en el segundo semestre del año y además de buscar entablar acuerdos con la industria farmacéutica y de diagnóstico, darán asesoría legal, por ejemplo, para obtener el registro de una patente, por lo que trabajarán de manera directa con el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial y con las Oficinas de Trasnferencia de Tecnologías.

La vacuna contra las adicciones

El primer reto del consorcio será dar seguimiento a la vacuna contra las adicciones, cuyo desarrollo encabezó el investigador recién fallecido Benito Antón Palma, junto con un equipo de investigadores del Instituto Nacional de Psiquiatría.

Se espera que este avance, que ayudará a miles de personas, pueda ser aplicado en 5 o 6 años.

Los testigos de honor

José Narro Robles, secretario de Salud, Enrique Cabrero Mendoza, director del Conacyt y Enrique Graue Wiechers, rector de la UNAM, firmaron una carta de intención para conformar el consorcio, que se aclaró, es un proyecto entre instituciones y no entre personas.

Enrique Graue destacó que el propósito de la medicina translacional es “llevar del banco de laboratorio a la cama del paciente la solución a su problema de salud”

Mientras que Narro recalcó: “Si seguimos donde estamos, frente al mundo nos rezagamos. El que se queda dónde está en la sociedad contemporánea se retrasa”.

De ahí la necesidad de que México avance, piense en grande y lo multiplique por dos.

Reconocen trabajo de investigadores

En la ceremonia, que se realizó en el Auditorio del Instituto Nacional de Medicina Genómica, se entregaron reconocimientos a los investigadores Benito Antón Palma, Carlos Aguilar Salinas, José Carlos Alcocer Varela, Gerardo Gamba Ayala, David Kershenobich Stalnikowitz, Pedro rafael Lozano, María Elena Medina Mora, Juan Ángel Rivero, Guillermo Ruiz Palacios, Moisés Eduardo Selman Lama y Julio Eduardo Sotelo Morán.


Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: