Cómo alimentarse si se padece fibromialgia

La alimentación de un paciente con fibromialgia debe estar dirigida a la nutrición y fortalecimiento del músculo.

11/05/2012 8:00
AA
“Cuando se trata de hablar de nutrición para una persona que padece una enfermedad como la fibromialgia, lo más importante es buscar la nutrición del músculo”, manifestó la licenciada en Nutrición  Rita Salgado Flores.
 
Durante su participación el anuncio del Día Internacional de la Fibriomialgia, la especialista señaló que los principales nutrientes que requiere el músculo del paciente, en el que recaen la mayoría de los dolores, son minerales como sodio, magnesio, potasio y calcio.
 
“El secreto de la alimentación recae en dónde podemos encontrar estos minerales, porque sería muy sencillo tomar pastillas con suplementos de esos minerales, pero es mejor hallarlos en otro lado, como por ejemplo, en los alimentos”, aseveró.
 
De acuerdo con la escala alimenticia y nutricional de la licenciada Salgado, cada uno de los minerales tiene una misión específica para el músculo: el calcio, por ejemplo, ayuda a evitar la contracción muscular; el magnesio, por el contrario, fomenta la relajación muscular; el potasio contribuye a una mejor asimilación y sintetización de los carbohidratos; y el sodio ayuda con el proceso digestivo.
 
“La labor del nutriólogo –explicó la licenciada–, es irrumpir en costumbres añejas de los pacientes para modificar sus hábitos alimenticios, de ahí que en ocasiones deba librarse una verdadera batalla con ellos, y hacerles entender que los cambios que se harán son en su beneficio”, reveló.
 
¿Cuánto y qué comer?
 
La licenciada Salgado Flores indicó que la cantidad y la calidad de los alimentos siempre van a variar de acuerdo a factores como la estatura, el peso y la edad del paciente, “porque no somos iguales, no todos comemos lo mismo ni hacemos la misma cantidad de ejercicio”, explicó.
 
Aseguró también que el paciente con una enfermedad crónica, como puede ser diabetes o la misma fibromialgia, debe llevar una alimentación balanceada, un poco diferente a la que se considera para un paciente sano, consumiendo:
  • 55 por ciento de carbohidratos
  • 20 por ciento de lípidos
  • 25 por ciento de proteínas
 “Al paciente con fibromialgia se le recomienda la dieta mediterránea, así como consumir alimentos frescos, evitar comida industrializada y precocinada, comer más pescado que carne, consumir antioxidantes y alimentos con vitamina C y E”, señaló la especialista.
 
No obstante, para concluir, la licenciada indicó que lo más importante es que los pacientes hagan un compromiso consigo mismos, muestren responsabilidad y tengan constancia para mantener una buena alimentación que les ayude a tener buena calidad de vida, sobre todo si padecen una enfermedad como fibromialgia. 
 

Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: