¿Cómo evolucionaron las prótesis?

Hoy existen diferentes prótesis elaboradas con metal, cerámica o polímero, todas ellas con mayor duración que las primeras que se utilizaron.

28/10/2010 2:54
AA

Cuando se presentaron las primeras prótesis de articulación de cadera, en los años 60, se utilizaron piezas fabricadas con metales combinados con plásticos o polímeros. Hoy existen diferentes prótesis elaboradas con metal, cerámica o polímero, pero todas ellas tienen mayor duración.

Dos de los campos donde hay más investigación, para mejorar este tipo de cirugía son el sustrato metálico del implante, que ha mejorado considerablemente para ser aceptado por el organismo y, segundo, en el recubrimiento de los mismos.

El objetivo que se ha buscado desde al año 2000, es que se fabriquen mejores polímeros biológicos que permitan la incorporación del implante al hueso, sin la intervención de segundos o terceros materiales, como el cemento acrílico.

El doctor Gilbero Meza, especialista en cirugía de cadera del Hospital de Traumatología y Ortopedia Lomas Verdes, del IMSS, explicó en conferencia en el Primer Curso de Actualización en Artroplastía, que uno de los actuales retos de los cirujanos es extender la duración de los implantes con la incorporación de nuevos materiales, adaptables a cada caso clínico.

“Uno de los problemas que se intenta resolver en la actualidad es la fatiga de los implantes, por la cual se empiezan a desprender partículas del implante por el desgaste de su uso. Aunque los índices de desgaste ya son menores, todavía se sigue avanzando en disminuir ese desprendimiento de partículas que puede obligar a volver a operar, años adelante”, indica el experto del IMSS.

Estudios presentados por el doctor Meza, en el curso impartido en el Hospital ABC Santa Fé, indica que las articulaciones con extremos de plásticos o polietileno tienen un desgaste de aproximadamente 0.1 o 0.2 milímetros al año, lo que en un periodo de 10 años significa una disminución del tamaño de la pieza en uno o dos centímetros.

Este es un breve resumen de los niveles de desgaste de diferentes materiales que se colocan en la pelvis y la cabeza del fémur como parte de una cirugía de cadera:

  • Polietileno:  0.1 a 0.2 milímetros al año
  • Cerámica con polietileno: 0.05 a 0.03 milímetros al año.
  • Cerámica-Cerámica: 0.005 milímetros por año.
  • Metal-metal: 0.001 a 0.005 milímetros por año.

“Son materiales con una capacidad fisiológica mucho más cercana a la realidad anatómica de la articulación a reemplazar. En los últimos 10 años, la combinación de materiales, así como el diseño de los implantes, es lo que más ha avanzado”, explica el doctor Juan José Gómez Amescua, cirujano especializado en artroplastia total de cadera, del Hospital ABC Santa Fe.
 


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: