publicidad

Otros

En otoño, protege tu piel del sol

La intensidad de los rayos del astro rey no es la misma en verano, pero se recomienda aplicar factor de protección solar y no sobrexponerse.

  • 17/09/2012
  • 16:07 hrs.

El verano está por terminar, la intensidad de los rayos solares empieza a bajar, pero no por eso debes bajar la guardia, no olvides que debes seguir protegiendo tu piel.

Una rutina de exfoliación e hidratación es indispensable para evitar la resequedad y también para reparar los daños que se han producido durante el verano.
 
El dermatólogo español Sergio Vañó, explica que es importante visitar al especialista para analizar si los excesos de verano dejaron lesiones en la piel y de ser así, iniciar de forma oportuna el tratamiento.
 
La valoración médica se debe hacer sobre cualquier lunar o mancha nueva que haya aparecido durante los meses de verano.
 
Además, es importante no dejar de aplicarse crema con factor de protección solar y evitar la exposición directa al sol entre las 11 y las 16 horas, explica el oncólogo Raúl Márquez del MD Anderson Cancer Center.
 
Otras de las recomendaciones que da el especialista para evitar lesiones en la piel causadas por el sol, quemaduras y cáncer, son:
  • Evitar exposiciones intensas más que extensas.- Si se tiene la piel blanca hay que evitar el sol intenso, para prevenir quemaduras de la piel.
  • Niños pequeños deben usar fotoprotectores con niveles elevados y de manera continua. Se debe aplicar media hora antes de la exposición y tras el baño en el mar o en la piscina.
  • Cada año, se deben revisar los lunares, tomando en cuenta la regla del ABCD: asimetría, bordes irregulares, coloración diferente en el lunar y diámetro. "Si la lesión es redondita es más benigna que si cuenta con bordes espiculados" y si los bordes son "poco definidos" puede que sean malignos.
  • Generalmente los lunares tienen un color marrón uniforme, si tienen distintas tonalidades, se debe acudir al especialista para que lo revise.
  • Si un lunar tiene un diámetro de 5 ó 6 milímetros, se debe también acudir a consulta con el dermatólogo.
  • También se debe tomar en cuenta que por lo general cuando un lunar cambia de forma, tamaño, provoca más comezón de lo normal y sangra, se descarta que sea una lesión maligna
(Con información de europapress)

publicidad

publicidad

publicidad

publicidad