Carnes a la parrilla elevan riesgo de hipertensión y cáncer

Hasta 17% mayor riesgo de hipertensión.

23/05/2018 2:47
AA
carne a la parrilla

Aunque la razón exacta sigue sin estar clara, la evidencia acumulada ha sugerido que cocinar carnes a altas temperaturas puede producir varios químicos peligrosos.

La carne a la parrilla, pescado, pollo o res, puede aumentar el riesgo de hipertensión según especialistas de la Harvard T.H. Chan School of Public Health.

La Fundación Española del Corazón, refiere que la hipertensión es una enfermedad que puede pasar inadvertida y es más frecuente a partir de los 40 años de edad; aunque existen probabilidades de desarrollar antes la enfermedad.

Te recomendamos: Hojas de té destruyen hasta 80% de células cancerosas

Carne a la parrilla y riesgo de hipertensión

La investigación se realizó con casi 33 mil mujeres en el Nurses’ Health Study (de 1996 a 2012)  y 54 mil hombres en el Health Professionals Follow-Up Study durante el mismo período.

Este estudio presentado durante las sesiones científicas de la American Heart Association, Epidemiology and Prevention I Lifestyle and Cardiometabolic Health de 2018 mostró que consumir carne roja, pescado o pollo a la parrilla o a las brasas, es decir, cocinadas a alta temperatura se asocia con aumento en el riesgo de hipertensión (hasta 17% más).

¿Cuánto tiempo? El riesgo se encontró cuando las carnes a la parrilla se consumieron más de 15 ocasiones durante un mes.

Consumir más de 15 veces al mes algún tipo de carne a la parrilla se asoció con un mayor riesgo de hipertensión;

Un 17% más comparado con la categoría de consumo menor: menos de 4 veces al mes.

La explicación. Los investigadores refieren que los alimentos a la parrilla generan sustancias químicas con potencial cancerígeno, en ese sentido, Gang Liu, líder de la  refiere:

“Aunque la razón exacta sigue sin estar clara, la evidencia acumulada ha sugerido que cocinar carnes a altas temperaturas puede producir varios químicos peligrosos, que podrían inducir estrés oxidativo, inflamación y resistencia a la insulina en estudios con animales”. Así, estos mecanismos serían los que conducirían a un riesgo elevado de hipertensión.

También te sugerimos: Este es el ejercicio ideal para personas con cáncer

Los químicos peligrosos incluyen:

– Aminas aromáticas heterocíclicas

– Hidrocarburos aromáticos policíclicos

– Productos finales de glicación avanzada.

Sugerencias. Los especialistas sugieren que el consumo de estas carnes sea a través de otros tipos de preparaciones. Por ejemplo, al vapor, asada o a la plancha y de forma moderada.


Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: