Colposcopia: ¿qué es y para qué sirve?

Esta prueba es una herramienta de valoración para detectar células anormales en el cuello uterino

12/11/2018 3:15
AA
colposcopia

La colposcopia es un procedimiento que se emplea para revisar el cuello uterino, vagina y vulva, cambios epiteliales o lesiones que alertan desde inflamaciones hasta cáncer cervical, entre otras alteraciones que afectan la fertilidad, como el VPH.

La función de la colposcopia es la de ser una herramienta de valoración para detectar células anormales en el cuello uterino, de tal manera que esta prueba es muy útil para obtener diagnósticos más precisos.

Cabe aclarar que la colposcopia no es una prueba de diagnóstico en sí misma, explica el doctor Armando Huerta Arana, médico adscrito a reproducción asistida de Ingenes.

Te recomendamos: Ser mamá tras superar el cáncer de mama

¿Cómo se hace una colposcopia?

El colposcopio es un instrumento constituido por lentes de diversos aumentos e incorpora una fuente de luz. También puede llevar adaptada una cámara, video y monitor para poder grabar las imágenes o verlas más ampliadas.

La duración de la colposcopia puede tomar de 4 a 10 minutos y requiere una detenida exploración de cada una de las zonas del cuello del útero para registrar aquellas imágenes que resulten dudosas o sospechosas.

De acuerdo con el doctor Huerta Arana, durante el procedimiento se introduce en la vagina un instrumento que se llama espéculo, para ensancharla con el objetivo de ver el cuello uterino con mayor facilidad.

También es posible el uso de una solución de vinagre para ver con más facilidad el tejido anormal mediante el colposcopio.

Conoce más sobre: Adherencias pélvicas pueden causar infertilidad

Beneficios de la colposcopia

Gracias a esta prueba se pueden tomar muestras de tejido con un instrumento en forma de cuchara que se llama cureta, con el fin de revisarlas bajo el microscopio para determinar si hay signos de enfermedad o presencia del Virus del Papiloma Humano (VPH), entre otros.

Si bien es factible determinar a simple vista las áreas del cuello uterino que se tiñen de blanco después de la aplicación de ácido acético (inspección visual directa), no es posible interpretar los detalles finos, indica el especialista de Ingenes,

Por lo anterior, cuando se requiere analizar a detalle, se lleva a cabo una biopsia. Esto significa que se extrae una pequeña muestra de tejido y se envía a un laboratorio para su estudio, con el fin de destacar la presencia de cáncer u otras enfermedades.

En el caso de las mujeres que desean lograr el sueño de ser mamás y tener un bebé a través de tratamientos de reproducción asistida, la colposcopia es de suma importancia,  ya que antes de iniciar cualquier programar se deben realizar exámenes de control, como esta prueba, el papanicolaou y, en algunos casos, mamografía o ecografía mamaria, explica el doctor Huerta Arana.

Si buscas tener un bebé y no lo has logrado, recuerda que debes acudir por orientación y ayuda con especialistas en Biología de la Reproducción. En Ingenes tienen más de 13 años de experiencia y podrán brindarte un diagnóstico completo, pruebas de infertilidad y el tratamiento más adecuado para cumplir el sueño de ser mamá.

Para más información consulta www.ingenes.com

 

Con información de: Dr. Manuel Huerta Arana

Médico Adscrito a Reproducción Asistida

Cédula Profesional:  8684422


Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: