¿Cómo limpiar un huevo para prevenir salmonela?

La adecuada limpieza del huevo es de gran importancia.

12/02/2018 6:26
AA
cómo limpiar el huevo

La suciedad exterior del huevo puede diseminarse hacia el interior y producir enfermedades diarreicas como la salmonelosis.

Una de las enfermedades diarreicas más peligrosas producidas por alimentos es la salmonella o salmonela, por ello te hablamos sobre cómo limpiar el huevo para evitar enfermedades como la salmonelosis.

La Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), reconoce al huevo como uno de los alimentos más nutritivos que nos ofrece la naturaleza. El huevo está formado principalmente por 3 elementos: cáscara, yema y clara.

En ese sentido, la cáscara conforma alrededor del 12% del peso de un huevo y se compone por carbonato calcio, carbonato de magnesio y fosfato de calcio, mientras que la clara se compone principalmente por agua y proteínas de alto valor biológico; la yema aporta vitaminas, minerales, lípidos y proteína.

Te recomendamos: ¿Qué pasa en tu cuerpo si tomas refresco todos los días?

Respecto a la energía que un huevo aporta, una pieza de huevo contiene 75 calorías y aporta alrededor del 10% de la recomendación de proteína para un adulto.

Un huevo fresco es aquel que no ha pasado por ningún método o proceso de conservación, más que la climatización; si el huevo se expone a una temperatura menor de 8 grados centígrados, ya no se considera como huevo fresco.

¿ Cómo limpiar el huevo para evitar salmonelosis ?

La cáscara del huevo está protegida por una capa delgada y transparente que cumple con la función de barrera; sin embargo se aconseja preferir el huevo limpio al llamado “huevo sucio” que puede presentar tierra o materia fecal en su cáscara.

Entonces, los huevos no deben lavarse o limpiarse hasta que vayan a ser cocinados; la sugerencia es cepillarlos antes de guardarlos para su posterior consumo.

¿La explicación? es porque si lavas los huevos que acabas de comprar, eliminarás la cutícula, una membrana protectora que sirve de recubrimiento y esto produce un alto riesgo de contaminación.

La suciedad exterior del huevo puede diseminarse hacia el interior.

Si vas a lavar el huevo, que sea antes de consumirlo y NO golpees el huevo para abrirlo en el mismo recipiente o sartén donde mezclarás o cocinarás.

Para lavar el huevo, sumerge en un vaso con agua y un poco de sal (una pizca) después puedes secarlo con servilletas desechables y consumir de inmediato.

También te sugerimos: Alimentos para desintoxicar y limpiar el estómago

Dato: Si al sumergir el huevo en el agua con sal baja al fondo, significa que el huevo es fresco.

Cómo limpiar el huevo…

Realmente no necesitas zacate, jabón, detergente, escobillón o algún otro instrumento en especial.

Recuerda no consumir huevos que presenten la cáscara sucia o con grietas, tampoco partido o envueltos en papel. Elige huevo limpio y sigue las anteriores recomendaciones para prevenir enfermedades como la salmonella.


Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: