Consecuencias del consumo de drogas

Abuso de la marihuana, la cocaína o las anfetaminas tienen fuertes secuelas en el sistema nervioso central, explica neurólogo del IPN.

24/06/2011 3:45
AA

Las consecuencias a largo plazo que deja una droga en el cuerpo pueden ser diversas. En el caso de la nicotina los efectos se ven en la actividad respiratoria y muscular, explica el neurofisiólogo Benjamín Floran Garduño(*).

Otras drogas como la marihuana, la cocaína o las anfetaminas, cuya venta es ilegal, tienen fuertes secuelas en el sistema nervioso central, causan cambios de personalidad, se pierden características de la autoestima y la autocensura, los individuos se vuelven antisociales, les cuesta concentrarse, tienen pérdidas de memoria de corto plazo o de memoria de trabajo, la cual se desarrolla con la repetición de una actividad cotidiana hasta que se aprende. Si la adicción no se detiene estos efectos pueden ser irreversibles.

¿Qué provoca el consumo de marihuana?

La marihuana es una droga natural cuyo componente principal es el deltanuevetetraido canabidol el cual activa en el organismo unos tipos de receptores que se llaman canabinoides.

Esta droga afecta principalmente el sistema nerviosos central y durante la intoxicación tienen efectos cognitivos como desorganización de los pensamientos, el habla se vuelve fragmentada o titubeante, tienen dificultad para reaccionar, hay fuga de ideas, hay deterioro del entendimiento y cierto grado de confusión, pero los efectos se ven superados porque se tiene sensaciones de euforia, alegría súbita y de manera exagerada que los hace sentir bien durante la intoxicación aguda, la sensación es parecida a cuando las personas se intoxican con heroína y cocaína aunque estos tipo de compuesto producen efectos alucinógenos en mayor proporción que otros.

La marihuana es inhalable, entra a través de la vía pulmonar durante la aspiración de los cigarros; el componente principal va en los compuestos del humo, llega a los pulmones, pasa a la sangre y al sistema nervioso.

Estudios recientes han caracterizado muy bien cuáles son los efectos psicoactivos de la marihuana y se ha discutido si existe o no una dependencia a la droga y si es adictiva.

Cuando una droga es adictiva en animales de experimentación se les inyecta la droga y estos empiezan a tener los efectos físicos que produce la droga, ubican la situación en que la droga se les administra, por ejemplo, un animalito se pone en una caja de ciertas características donde va a recibir la droga y cada que se encuentra en un ambiente similar ya sabe que la va a recibir.

Si se le da la oportunidad de buscar el ambiente donde recibe la droga, lo busca inmediatamente. Esto es un comportamiento similar al que pueden tener los humanos adictos, los cuales buscan las situaciones en las cuales puedan tener acceso a la marihuana, el mito de que la marihuana no es adictiva desde el punto de vista científico es falso.

Otras drogas

Las anfetaminas, el crack, el cristal son drogas de tipo alucinógeno que dan la sensación de estar flotando, el tiempo se hace largo, los colores se perciben de manera normal pero a la vez bastante agradable y hay alucinaciones que ya son pérdidas completamente del contacto con la realidad donde pueden verse o vivirse situaciones que no están ocurriendo son drogas bastante más fuertes, causan adicción en mayor grado.

Los analgésicos como la morfina o derivados son de uso médico y se llegan a dar a pacientes con enfermedades muy graves como el cáncer o crónicas como el dolor neuropático. Son cuatro como los opiáceos para el dolor, algunos tranquilizantes menores, sedantes y algunas anfetaminas o estimulantes que tienen uso médico.

Generalmente es difícil que el paciente bajo esta prescripción médica se vuelva adicto porque está controlado de alguna manera y no tiene acceso fácil si no es a través de la prescripción médica; es más fácil que alguna otra persona tome este tipo de compuestos porque los adquiere del mercado negro o porque los adquiere de laspersonas que los están tomando.

La rehabilitación

“Para que un paciente inicie un proceso de rehabilitación, debe ser consciente de su problema de adicción, lo que provoca a su organismo, la familia y el entorno social. No se le puede obligar (a entrar en rehabilitación). Después, dependiendo del grado de intoxicación, del tiempo de la adicción y la sustancia será el tratamiento”, señaló el científico del adscrito al Cinvestav.

“Hay drogas que son más adictivas, todas lo son, pero hay unas que son más, y por lo tanto más difíciles de tratar; la terapia podría consistir en algunos fármacos además de la terapia psicológica y de rehabilitación”, agregó.

Una vez que el paciente está seguro de iniciar la rehabilitación, dependiendo del grado de intoxicación, del tiempo de la adicción y la sustancia será el tratamiento, explicó el experto.

“Hay drogas que son más adictivas, todas lo son, pero hay unas que son más, y por lo tanto más difíciles de tratar; la terapia podría consistir en algunos fármacos a parte de la terapia psicológica y de rehabilitación”, agregó.

Si la droga es muy adictiva se hace uso de varias estrategias terapéuticas ya que el paciente va a tener siempre el riesgo de recaer, por lo tanto tiene que estar bajo vigilancia y control, tiene que aprender a seguir funcionando sin la intoxicación.

(*) Benjamín Floran Garduño
Neurofisiólogo del Departamento de Fisiología,Biofísica y Neurociencia del Centro de Investigaciones de EstudiosAvanzados del Instituto Politécnico Nacional.
bfloran@fisio.cinvestav.mx

 


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: