Consejos para aprender a leer etiquetas

Cuando compramos un producto, entender su contenido nutricional puede una labor confusa; nutrióloga comparte algunos tips.

01/07/2013 5:56
AA

Casi siempre, los productos industrializados, en su empaque traen un cuadro o lista de ingredientes, pero muchas veces llega a ser muy confuso porque no utiliza un lenguaje sencillo y suele ser engañoso debido a que usualmente contienen más de una porción.

Entre los ingredientes contenidos está la cantidad de calorías, grasa, carbohidratos en el alimento, y para poder interpretar correctamente las cantidades hay que leer con atención y en ocasiones realizar alguna multiplicación.

La nutrióloga Estela Rivas (*) compartió algunos consejos para leer correctamente esta información:

Verifica el tamaño de la porción: Muestra cuántas porciones hay en el paquete y de qué tamaño es cada porción. Toda la información nutricional se basa en una porción, por lo tanto, si un empaque tiene 3 porciones deberá multiplicar todos los nutrientes, incluidas las calorías.

Conoce el porcentaje del valor diario recomendado: Se basa en una dieta de dos mil calorías, nos indica que porcentaje tiene cada nutrimento en relación a estas 2000 calorías. Es importante que recuerdes que las necesidades energéticas de cada persona varían, por lo que este dato sirve como guía únicamente. Cuando algún nutrimento (calorías, grasa, carbohidratos, proteínas, sodio, calcio) es menor al 5% del valor diario se considera un alimento bajo en dicho nutriente. Cuando es igual o mayor del 20% del valor diario es alto en dicho nutrimento.

Consumo de grasa:  Se debe limitar el consumo de grasas saturadas y trans, el colesterol y sodio ya que aumentan el riesgo de padecer enfermedades crónicas. Es recomendable elegir productos que sean bajos en estos nutrientes.

Elegir productos altos en nutrientes como vitaminas, calcio, potasio y fibra (Mayor al 20% del valor diario recomendado)

Sodio: Como ya sabemos, para mantener un buen estado de salud, es recomendable llevar una dieta balanceada, baja en sodio, baja en grasas saturadas. Para saber si un producto es bajo en sodio deberá tener 5% del valor diario recomendado, si es del 20% o mayor se considera alto en ese nutriente.

Grasas trans: Es importante conocer la cantidad en un alimento de  grasas trans (se obtienen al hidrogenar aceites líquidos, convirtiéndose en grasas sólidas), este tipo de grasas aumentan los niveles de colesterol favoreciendo enfermedades cardiacas. No existe un valor recomendado por lo tanto, te sugerimos no consumir alimentos con grasas trans o elegir productos que tengan menor cantidad.

Ingrediente principal: La especialista comentó que cuando se tiene una lista de ingredientes separados por comas o en viñetas, el primer ingrediente es el que más contiene el producto, “incluso puede llegar a ser más del 60% de todo su contenido”, y agregó que usualmente el primer ingrediente es azúcar, grasa o agua, y es lo que debemos valorar según el producto que estamos consumiendo para saber su calidad, finalizó.

(*) Estela Rivas

Nutrióloga Clínica
erivas@gmail.com


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: