Consumo de proteína animal en embarazo, ligado a diabetes

Si las madres tienen peso excesivo, diabetes gestacional y son hipertensas durante el embarazo, aumenta el riesgo de que el bebé tenga estas enfermedades.

25/06/2015 8:21
AA

El alto consumo de proteína animal durante el embarazo y en los primeros años de vida aumentan el riesgo de padecer diabetes en edad adulta, alertó el coordinador de la Unidad de Investigación Trasnacional y del Centro de Análisis de Evidencia del Hospital Doctor Manuel Gea González, Pedro Gutiérrez.

El médico recomendó a la población en general tener un estilo de vida saludable, y sobre todo en las mujeres que desean embarazarse, así como en las que ya lo están, para evitar el desarrollo de enfermedades.
 
Gutiérrez aconsejó a las mamás consumir entre 60 y 80 gramos de proteína al día, de preferencia vegetal a la de animal, y dar lactancia materna por lo menos seis meses, ya que la leche materna protegerá al bebé de la obesidad.
 
El especialista explicó que de acuerdo con la teoría del origen temprano de la obesidad y la programación metabólica de David Barker, la obesidad y la diabetes tendrían su origen ya sea por exceso o deficiencia de alimentos de la madre o por cambios en los tejidos en los primeros años de la vida de una persona.
 
El hecho de que las madres tengan peso excesivo, sean hipertensas y tengan diabetes gestacional durante el embarazo aumenta el riesgo de que el bebé tenga estas enfermedades en la edad adulta, asegura el médico.
 
Cuando los niños crecen, puntualizó, sus órganos se moldean de modo que el exceso de proteínas libera sustancias como la insulina, y factores de crecimiento parecidos a la insulina mandan la señal a los tejidos para que crezcan rápido, lo que se desarrolla grasa.
 
Entonces los tejidos grasos, en lugar de utilizar la grasa y quemarla, la depositan. Algo similar ocurrirá en los músculos que se infiltrarán rápido de grasa, además, se afectarán los controles en el hipotálamo que sacian el apetito de las personas.
 
Existen evidencias de que una buena alimentación en etapas tempranas del embarazo frenan a los genes que causan la obesidad y la diabetes, así que de manera independiente a tener genes por herencia, el riesgo de desarrollar estos padecimientos disminuye.
 
En el evento organizado por la farmacéutica Ifa Celtics, el pediatra recordó que México ocupa el primer lugar de diabetes en el mundo, por lo que advirtió que en caso de permanecer esta condición “nuestros hijos van a vivir menos que sus padres”.
 
Agregó que 55 por ciento de las muertes en el mundo las causaron enfermedades asociadas al sobrepeso y a la obesidad como la diabetes, la hipertensión, los accidentes vasculares y los trastornos de las grasas.
 
Además, 80 por ciento de éstas ocurrieron en países en vías de desarrollo como México y casi la mitad fue entre los 65 a 70 años, pero cada vez se presenta en edades más jóvenes.
 
También se calcula que en 2017 la atención por estas enfermedades representará de 40 al 45 por ciento del gasto en salud.

Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: