Cuánto hay que dormir, según la edad

Con el establecimiento del ritmo circadiano se reduce el número de horas de sueño en el ser humano.

24/11/2014 3:39
AA

Se sabe que el sueño es un proceso activo y no pasivo y entre sus funciones destacan la protección y restauración del organismo, la consolidación de la memoria o el procesamiento de las emociones, aspectos fundamentales para mantener el equilibrio físico y psíquico de las personas. 

 
Durante el sueño se desechan sustancias metabólicas tóxicas que podrían dañar al cerebro si se acumularan en las neuronas, causando efectos neurodegenerativos, como el beta amiloide que causa el alzhéimer, explicó la doctora Marian Martínez, neurofisióloga y miembro de la Sociedad Española del Sueño.
 
Con el establecimiento del ritmo circadiano se reduce el número de horas de sueño, por ello el recién nacido duerme 17 horas, mientras que los bebés necesitan entre 14 y 15. 
 
Los menores de 3 años duermen entre 12 y 14 horas con alguna siesta diurna y a partir de los 5 a los 12 años se necesitan entre 11 y 13 horas. 
 
Mientras que los adolescentes deberían dormir entre 8 y 9 horas, aunque en esta edad puede aparecer un trastorno o desviación del sueño llamado ‘retraso de fase’, que lleva a que los adolescentes se acuesten tarde, y se levantarían más tarde si no fuera porque cumplen un horario escolar que les obliga a levantarse más temprano de lo que deberían. 
 
Durante el periodo de crecimiento, las necesidades de sueño son mayores no sólo porque el mayor aprendizaje que se desarrolla en estas etapas necesita del sueño para consolidar estas nuevas memorias, sino también porque durante las horas en las que se duerme se produce la hormona del crecimiento. 
 
En el adulto joven y el maduro, las horas de sueño se reducen a las necesarias 7 u 8 horas, las embarazadas necesitan una hora más aproximadamente, mientras que el sueño en los mayores de 65 años presenta un patrón de despertares y alguna siesta durante la mañana.
 
Si el sueño no es el suficiente, se produce la privación del sueño, que ocasiona somnolencia diurna y alteraciones en la concentración y la memoria. 
 
Estudios sobre este trastorno señalan que puede aumentar el riesgo de obesidad, diabetes, infarto, incidentes cerebrovasculares e incluso cáncer de mama y colorrectal, además de reducir las capacidades del sistema inmune. 
 
Al respecto, la Universidad de Warwick, en Reino Unido mostró que dormir menos de 6 horas aumenta en un 12 por ciento el riesgo de morir en los siguientes 20 años, en comparación con quienes duermen entre 6 y 8 horas (Con información de 20 minutos). 

Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: