Despiden a perrita que detectaba explosivos

Con Lulu, se determinó que el problema no se trataba de algo temporal

24/10/2017 2:12
AA
despiden a perrita Lulu

En el informe titulado “Pupdate: A Pup Leaves the Class” de la CIA, se explica que para que un perro forme parte de su equipo, es necesario que disfrute de su trabajo.

¿ Despiden a perrita Lulu ? Hay diversas formas de entrenamiento de perros, en el caso de Lulu, su entrenamiento consistía en la detección de explosivos.

Lulu es una perrita raza labrador color negro que comenzó su entrenamiento en la Agencia Central de Inteligencia (CIA) como miembro del equipo K9.

Lulu asistía a clases para aprender a detectar explosivos, sin embargo, a las pocas semanas de su entrenamiento, la perrita comenzó a dar señales de que no le interesaba detectar olores explosivos.

Te sugerimos: 7 razones por las que un perro callejero es la mejor mascota

Un entrenador, también explican es también un psicólogo para estos animalitos, ya que pueden planear un tiempo adicional de juegos o descanso.

Si el entrenador identifica aburrimiento en sus alumnos perrunos, buscará la mejor estrategia para animarlo.

Despiden a perrita Lulu

Como en la escuela, explica un informe de la CIA, los perros que son entrenados para distintas funciones pueden tener malos días en su aprendizaje.

Los perritos puede actuar con flojera, desinterés, o adivinar el sitio de los olores y mostrar indiferencia. Esto lo consideran normal si es un día o quizá hasta dos.

Las alternativas que se buscan antes de determinar si un perro se siente bien en su labor, es descartando algún problema de salud.

Inclusive se valora su gusto, preferencia o alergias de alimentos: el entrenador se encarga de cambiar a croquetas diferentes.

Con Lulu, se exploraron todas las posibilidades y se determinó que el problema no se trataba de algo temporal. Lulu mostraba desinterés para buscar explosivos, no le gustó ese trabajo pese a que le motivaron con juegos y comida, ella simplemente ya no se divertía.

Para la CIA, continúa el reporte, es de vital importancia el bienestar mental y físico de los perros, por lo que tomaron la difícil decisión de sacarla del programa.

La buena noticia… Cuando un perro es retirado de algún programa de la CIA, existe posibilidad de que sean adoptados por el entrenador o su familia.

En el caso de Lulu, la perrita fue adoptada por su entrenador.

También te recomendamos: Cuatro razones para tener un perro

En el informe titulado “Pupdate: A Pup Leaves the Class” de la CIA, se explica que para  el entrenamiento de perros que formen parte de su equipo, es necesario que disfrute de su trabajo; inclusive si los cachorros aprenden a detectar explosivos, no se trata de exponer su vida por una detección explosiva.


Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: