Diferencia entre conciliación y arbitraje médicos

El derecho del paciente es el objetivo principal de la Conamed al participar en una controversia y/o un arbitraje.

16/03/2011 10:09
AA

“El principal derecho del paciente es tener una  atención médica correcta,  adecuada, que esté  enfocada a hacer prevalecer su estado de salud”, aseveró Raúl Moctezuma Carrillo, director del área jurídica de la Comisión Nacional de Arbitraje Médico (Conamed), cuando esto no se presenta, entonces el objetivo principal es  resolver el caso de una queja de la forma más conveniente y convincente para la persona afectada.

En entrevista con SUMEDICO, sostuvo que al iniciar la revisión de una queja se procede primero a una conciliación entre la persona que ha sido o siente haber sido afectada y el médico u hospital donde fue atendida, pues el objetivo es dar la mejor solución en el menor tiempo posible.

Por esta misma razón, en su papel de árbitro, la Conamed procede primeramente a la conciliación, es decir, a llevar a un acuerdo a ambas partes, al paciente y el médico que lo atendió,  
 
“Estas son parte de las garantías que ofrece la Conamed, pues además de ser un servicio gratuito y transparente, se realiza en un tiempo mucho menor; si hablamos de un caso de conciliación con un médico privado se puede resolver en tres o cuatro meses, lo cual es aceptable. Si se trata de un proceso complejo ya de arbitraje, el proceso tardará alrededor de un año, pues se deben cumplir con cuestiones de ley, no obstante, ese término es corto frente a un proceso judicial”.
 
El experto en derecho en materia de arbitraje médico aseguró que la conciliación tiene una amplia aceptación por los usuarios de la Conamed, pues “en términos de la resolución podría decir que de  diez casos, seis son conciliables, en tanto dos o tres van al arbitraje”, es decir se hace una investigación exhaustiva para determinar la responsabilidad médica.

Pero de estos casos de arbitraje, destacó, sólo dos o tres avanzan hacia un proceso ante el Ministerio Público, o directamente con un juez o una autoridad sancionadora de la institución  donde esté adscrito el médico presuntamente responsable.
 
Obligaciones del paciente
Al referirse a las obligaciones del paciente, Moctezuma Carrillo apuntó que este debe ser consciente de que debe seguir al “pie de la letra” las indicaciones de su médico, a fin de que el tratamiento tenga éxito, “está obligado a ello en beneficio de su propia salud”.
 
De esto debe estar muy consciente cualquier persona que decida presentar una queja ante la Conamed, pues “es una realidad que si el paciente no contribuye a su tratamiento, evidentemente es que este no tendrá el beneficio esperado, que  al haber un desinterés pues tener un resultado adverso”.
 
Otro punto de responsabilidad, es que tras presentar una queja se debe de colaborar con la Conamed, “coadyuvar con nosotros para que de alguna forma tengamos todos los elementos que nos permitan llegar a la verdad histórica de la atención médica que recibió”.
 
En este contexto, apuntó que una garantía más de la Conamed como árbitro, es el de la equidad, es decir, dar la razón a quien la tenga, sea el paciente o el médico que lo trató, “siempre en atención al derecho y a quien asista la razón”.
 


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: