Disminuye violencia doméstica: estudio

Estudio realizado entre 2000 y 2012, reflejó que en los países en desarrollo se frena más la violencia familiar.

25/04/2013 10:00
AA

Una buena noticia para la especie humana surge de las ciencias sociales: En la última década aumentó el rechazo a la violencia intrafamiliar y la violencia contra las mujeres en países de ingresos económicos bajos y medios.

Así lo indican los resultados de un estudio realizado entre los años 2000 y 2012 por la Universidad de Michigan, Estados Unidos, con el apoyo de la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID por sus siglas en inglés.

El estudio fue realizado en 26 países de los cinco continentes y se buscó averiguar la actitud de los hombres y de las mujeres frente al fenómeno de la violencia intradoméstica y la violencia hacia las parejas. En la región de América Latina y el Caribe el estudio fue realizado en Bolivia, Haití y República Dominicana. 

En los otros continentes participaron países como Armenia, Egipto, Turquía, India, Jordania, Malawi, Nepal, Filipinas, Nigeria, Zimbabue, Uganda y Kenia, entre otros.

Los resultados del estudio fueron presentados públicamente en Washington, Estados Unidos, esta jueves 25 de abril de 2013. El reporte de la Universidad de Michigan indica que, aunque hubo dos países donde se registraron retrocesos en lugar de avances, los cuales fueron Madagascar e Indonesia, en el resto del grupo estudiado creció el rechazo a la violencia, de una manera “dramática y acelerada”.

El mayor crecimiento en el rechazo a la violencia contra las mujeres se pudo medir en Nigeria, donde el 65% de los hombres entrevistados y el 52% de las mujeres rechazaron el uso de la violencia, en comparación con los resultados que se habían recabado cinco años antes cuando sólo el 48% de los hombres y el 33% de las mujeres consideraba a la violencia intrafamiliar como un problema.

El incremento en el rechazo a la violencia fue de entre 5% y 20% en los diferentes países.

El estudio aparece publicado en la nueva edición, del mes de abril, de la revista American Sociological Review,  y es firmado por la investigadora Rachel Pierotti, de la Universidad de Michigan, cuyo equipo realizó más de 100 mil entrevistas y encuestas a lo largo de más de diez años.  Estos datos se pudieron adquirir gracias a programas de estudios demográficos que apoya Estados Unidos, a través de USAID, en la mayoría de los países que fueron observados. La mitad de los países están en la región de África Subsahariana.

“Un dato interesante es que en la mayoría de los países los hombres son los que manifiestan mayor rechazo a la violencia intrafamiliar, en contraste con las mujeres que, en menor porcentaje, tienen una opinión formada sobre este problema”, indicó la socióloga Pierotti en la presentación de los resultados. Ella ha sido galardonada anteriormente con la beca Marshall Weinberg de Investigación que otorga el Centro de Estudios de la Población, del Instituto de Investigaciones Sociales de la Universidad de Michigan. Además, sus estudios sobre violencia doméstica han sido financiados por la Fundación Nacional para la Ciencia, de Estados Unidos.

Los datos de opiniones de hombres fueron colectados solamente en 15 países, mientras que los datos de opiniones de mujeres fueron recabados en 26 países, por diferencias en las estructura de organismos de apoyo social en cada nación.

Cuando se preguntó a los hombres cuáles son las causas por las que ellos u otros hombres han ejercido violencia frente a sus parejas, ellos hicieron una lista de motivos que detonan la violencia, entre los cuales destacaron cinco causas comunes, aunque no justificables:

“¿Algunas veces un esposo es violento con su esposa o compañera íntima cuando ocurren cuáles situaciones?”, decía la pregunta específica en esta parte de la investigación. Las respuestas más comunes fueron:

  • Si ella se va o se ausenta sin informar al hombre
  • Si ella es descuidada o negligente con los hijos
  • Si ella discute y pelea verbalmente con él
  • Si ella se niega a tener relaciones sexuales con él
  • Si ella quema la comida

Cuando preguntaron a los hombres si alguna de estas formas de violencia se justificaba, más allá del enojo, la única respuesta en la que la mayoría sostiene que sí se justifica la violencia fue: Si ella descuida o es negligente con los hijos. Asimismo dijeron que la violencia menos justificada es cuando ella quema la comida.

Como se mencionó, en Madagascar e Indonesia el rechazo hacia la violencia intradoméstica no aumentó, al contrario, en diez años el rechazo a la violencia se relajó.

La profesora Pierotti también encontró que las actitudes hacia la violencia en familia cambian según la edad de la gente. “Vemos que el cambio y el rechazo hacia la violencia empieza siempre entre las parejas jóvenes, pero es muy positivo ver que al modificarse la actitud no sólo son los jóvenes los que se benefician sino que empiezan a ser imitados por parejas de todas las edades”.

El estudio midió que las personas que viven en áreas urbanas tienden a rechazar más la idea de golpear a sus cónyugues, en contraste con la población rural. Dijo que, además, las personas que tiene más acceso a periódicos, radio y televisión son quienes más rechazan la violencia contra las mujeres.

“Quizá podemos ver que estamos contemplando el resultado de la dispersión de las ideas sobre los derechos de las mujeres y en contra de la violencia doméstica. Es verdad que estos estudios no son concluyentes y que el problema persiste, pero nos da una mirada muy interesante sobre lo que está ocurriendo en los hogares en países de ingresos bajos y medios”, concluyó.


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: