Dismorfia Snapchat: el trastorno de las selfies

Se trata de un nuevo trastorno dismórfico corporal.

07/08/2018 1:31
AA
dismorfia snapchat

Las selfies con filtro pueden producir que las personas pierdan el contacto con la realidad y creen la expectativa de que se debe estar perfectamente arreglados todo el tiempo.

La dismorfia Snapchat se trata de un nuevo trastorno en el cual las personas buscan parecerse a sus selfies con filtro; las selfies y las redes sociales como Instagram, Facebook y Twitter están aumentando la demanda de cirugías estéticas. Así, investigadores del Boston Medical Center (BMC) alertan sobre este trastorno dismórfico corporal (TDC) que se basa en el deseo de parecerse a las selfies donde se utilizan los conocidos filtros.

Tan sólo durante el año 2013, la Sociedad Internacional de Cirugía Plástica Estética (ISAPS) publicó estadísticas sobre los procedimientos estéticos alrededor de todo el mundo y encontraron que cerca de 23 millones de procedimientos estéticos fueron realizados.

De acuerdo con ISAPS, los países con mayor cantidad de cirugías estéticas son: Estados Unidos, Brasil, México, Alemania y España.

Mientras que las principales intervenciones estéticas que se realizan son, aumento mamario, liposucción, blefaroplastia, lipoescultura y rinoplastía.

Te recomendamos: ¿Qué es un banco de cordón umbilical?

Dismorfia snapchat: el nuevo trastorno dismórfico corporal

El trastorno se manifiesta por preocupación excesiva por la apariencia propia comparada con fotografías retocadas con filtros de Snapchat;

En consecuencia se utilizan estrategias extremas como las cirugías estéticas para lograr la apariencia de sus fotografías con filtro.

No sólo ha aumentado la demanda de cirugías estéticas, los especialistas refieren que también las consultas de dermatología se han incrementado.

El trastorno afecta a cerca del 2% de la población y es clasificado dentro del trastorno obsesivo compulsivo.

La frecuencia de este trastorno es mayor en las adolescentes.

Al respecto, un estudio publicado en JAMA Facial Plastic Surgery revela que la cirugía no es la opción idónea y factible para tratar el trastorno por que lejos de lograr mejoría, aumenta el trastorno.

Tratamiento. Las intervenciones psicológicas como la terapia cognitivo conductual son la opción de tratamiento del trastorno.

En ese sentido, Neelam Vashi, director del Ethnic Skin Center y de la Escuela de Medicina de la Universidad de Boston explica:

“Las selfies con filtro pueden producir que las personas pierdan el contacto con la realidad y creen la expectativa de que se debe estar perfectamente arreglados todo el tiempo. Esto puede ser especialmente dañino para los adolescentes y aquellas personas con trastorno dismórfico corporal, por ello es importante que los proveedores comprendan las implicaciones de las redes sociales en la imagen corporal para tratar y aconsejar mejor a los pacientes”.

Te sugerimos: Harvard: acupuntura sí reduce el dolor crónico

Finalmente, ISAPS también reporta los procedimientos no quirúrgicos de mayor demanda para cambiar la apariencia, son:

– Toxina botulínica

– Rellenos reabsorbibles

– Eliminación capilar por láser

También el rejuvenicimiento facial no invasivo y el peeling con láser fraccionado CO2 o la dermoabrasión son procedimientos elegidos por personas con dismorfia Snapchat.


Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: