Dormir poco aumenta el riesgo de cáncer de mama

Las células cancerígenas se desarrollan libremente por la falta de sueño

18/10/2018 6:34
AA
dormir poco

La mayoría de las mujeres actualmente acostumbran a dormir poco debido a las múltiples tareas que deben realizar, lo que según expertos, ha incrementado la prevalencia del cáncer de mama.

Dormir es indispensable para el organismo, ya que nos permite reparar distintas funciones.

Consecuencias de dormir poco

Cuando no dormimos bien o acostumbramos a dormir poco, el sistema inmunológico empieza a tener problemas y propicia la aparición de enfermedades, entre ellas el cáncer.

De acuerdo al Dr. Reyes Haro Valencia, director del Instituto Mexicano de Medicina Integral del Sueño (IMMIS), en promedio las mujeres adultas y en edad reproductiva duermen solo seis horas, que es menos de lo indicado para el organismo.

El experto indica que existen cuatro etapas del sueño, dos ligeras y dos profundas.

Durante la tercera etapa el cuerpo se restaura y al dormir poco se reduce esta función, ocasionando inflamación celular y el desarrollo de enfermedades crónicas como el cáncer de mama.

En la tercera y cuarta etapa del sueño, hay una restauración del organismo donde se fortalece el sistema inmunológico, el cerebro y se logra un equilibrio emocional.

“El desequilibrio en el ciclo circadiano, que es el tiempo de reparación de nuestras células durante el sueño afecta al sistema inmunológico encargado de la destrucción de las células malignas, entre ellas las del cáncer”, advierte el experto.

Quizá te interese: ¿Cómo afecta el cáncer de mama a mujeres jóvenes?

Más cáncer de mama por no dormir bien

Por lo tanto, al dormir poco no se completa el ciclo de sueño y las células malignas del cáncer se desarrollan libremente.

En ese sentido, el experto recomienda a todas las mujeres dormir bien para evitar las consecuencias de no descansar correctamente.

Al dormir poco, no solo elevas el riesgo de cáncer de mama, también pueden derivar trastornos en el comportamiento, fatiga, problemas de personalidad, irritabilidad, ansiedad, depresión, problemas de atención y memoria.

“Dormir bien es tan importante como tener una alimentación correcta y balanceada”, alerta el experto.

Recuerda que es posible prevenir el cáncer de mama, solo debes tomar algunas medidas para disminuir el riesgo.

Además de asegurarte de dormir entre siete y ocho horas todos los días, debes hacer ejercicio moderado, especialmente cardiovascular. Esto podría reducir el riesgo hasta en un 15 y 30%.

Mantén un peso saludable, ya que las mujeres con más grasa corporal producen menos estrógeno, lo que está más relacionado al desarrollo de la enfermedad.

Evita o limita el consumo de alcohol a no más de tres bebidas por semana y aumenta tu consumo de ácido fólico y grasas monoinsaturadas, como el aceite de oliva.

Puedes leer: Lo que debes saber antes de hacerte un Papanicolaou

(Con información de Notimex)


1 comentario

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: