Efectivo operar Parkinson en etapa precoz

La intervención de estimulación cerebral precoz ayuda a que los pacientes padezcan menos los síntomas de la enfermedad.

14/02/2013 3:02
AA

Cuando los pacientes con Parkinson son candidatos a una neurocirugía de estimulación cerebral ya no deben esperar más tiempo para someterse a la operación, ya que ahora es posible realizarla en una etapa precoz de la enfermedad, señala un estudio publicado en la revista ‘The New England Journal of Medicine (NEJM).

La investigación asegura que se ha comprobado que los beneficios que se obtienen son mayores a los riesgos que puede correr el paciente.

La neuroestimulación se recomienda cuando el daño de la enfermedad se da en ambos lados del cuerpo y en el rostro, además cuando no hay respuesta a los medicamentos y cuando los problemas motrices enmascaran los avances.

Esta operación consiste en la implantación de electrodos que estimulan el cerebro, a la manera de un marcapasos que motiva un mejor funcionamiento de las conexiones cerebrales que se relacionan con el movimiento.

Anteriormente, debido a que era posible desencadenar problemas como trombosis o hemorragias al momento de realizar la cirugía, se recomendaba esperar a que el paciente tuviese un daño mayor, aproximadamente de 10 a 15 años después de recibir el diagnóstico.

No obstante, después de esta investigación, que tuvo un seguimiento de dos años, se demostró que es posible realizar la operación de forma temprana sin que exista riesgo de algún problema colateral, ya que los pacientes que fueron operados demostraron tener mejor calidad de vida que aquellos que no se sometieron a la cirugía.

“Son unos resultados buenos. El grupo de pacientes intervenidos tiene ventajas sobre el otro. Esto facilita poder plantearle a un paciente que cuanto antes se opere mejor, algo que venimos diciendo algunos médicos desde hace tiempo”, explicó José Obeso, neurólogo del Centro de Investigación Médica Aplicada (CIMA) y de la Clínica Universidad de Navarra.

Según el especialista, la ventaja es que, cuando se realiza la operación de forma temprana, el paciente vivirá más tiempo libre de síntomas, tomando en cuenta que el Parkinson es una enfermedad progresiva.

Explicó también que los pacientes jóvenes con Parkinson son los que pueden hallar un mejor beneficio con esta cirugía, ya que “por ser jóvenes, su cerebro no está muy envejecido y se beneficiarán más al estar más tiempo libres de síntomas”.

No obstante, la doctora Rosario Luquin Piudo, Coordinadora del Grupo de Estudio de Trastornos del Movimiento de la Sociedad Española de Neurología, aclaró que la operación no retrasa la enfermedad ni la cura, sino solamente ayuda a mejorar los síntomas. (Con información de El Mundo)


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: