Electricidad y alcohol elevan riesgo de leucemia

Cables de electricidad, tabaquismo y alcoholismo en papás, e infecciones han aumentado los índices de leucemia en el DF, dicen expertos.

30/09/2011 11:12
AA
De acuerdo a la Organización Panamericana de Salud (OPS), México es el único país de América Latina en donde ha aumentado el número de casos y la muerte infantil por leucemia, destacándose que el Distrito Federal es la ciudad donde se concentra el mayor número niños en todo el mundo con esta enfermedad.
 
Entre las  causas de ello se encuentran el consumo de tabaco y alcohol de parte del padre, un año previo a la concepción; pero además se ha  descubierto que otros factores de riesgo son procesos infecciosos, focalizados en zonas de pobreza, además la cercanía de cables de electricidad a las casas, pues estas  forman un campo energético de alto riesgo para la degeneración de las células en sangre.
 
Así lo señaló el doctor Juan Manuel Mejía Aranguré, investigador titular del estudio “Epidemiología Molecular de las Leucemias Agudas en Niños de la Ciudad de México”, realizado desde hace 10 años y cuyos últimos resultados fueron publicados en agosto pasado en la revista  American Central Cáncer.
 
En el marco de la 5ª Reunión de Investigación Pediátrica, el especialista apuntó: “Reportamos que es muy importante, en la medida en el índice de desarrollo humano es  más alto,  disminuyen los casos de leucemia a niveles similares a países desarrollados; a partir de ello hemos determinado la posibilidad de que los causas de leucemia tengan que ver con un proceso infecciosos (…) Hay infecciones muy específicas que podrían estar relacionadas a virus oncogénicos, es decir que pueden  provocar la transformación de las células a cancerosas, como son el herpes simple y el MTV  asociado cáncer de mama,  el cual se podría transmitir a través  del contacto del bebé con el seno de la madre al momento de la lactancia, pero esto se encuentra aún en estudio”.
 
Referente a  los factores de riesgo por campos magnéticos, abundó, se estableció: “Existe la exposición que se genera alrededor de nuestras casas cuando hacemos uso de energía eléctrica, pero además enfrente de nuestra casa existen torres o transformadores de alta tensión, la energía eléctrica genera un campo magnético más intenso al que normalmente estamos  expuestos.  Acorde a las tablas de medición, la energía normal es menor 0.2 teslas. No obstante, cuando vivimos cerca de cables esta exposición se eleva al doble. Esto eleva en 5 veces el riesgo de que los niños desarrollen leucemia”.
 
Precisó que no se trata del cableado casero, la investigación establece que la exposición es a través de los  cables de alta tensión de más de 10 mil kilobits, por lo que lo recomendable es que las casas deben de estar  a más de 20 metros de cables de alta tensión. En cuanto a las torres de alta tensión, la distancia debe ser mayor a los 40 metros. Estas medidas han sido ya consideradas incluso en Europa y Estados Unidos para autorizar la construcción de casas o escuelas.
 
La responsabilidad del papá
 
El doctor Mejía Aranguré refirió que otros factores de riesgo para que un niño desarrolle leucemia, son el consumo de tabaco y/o alcohol de parte del padre. Estos resultados de la investigación fueron publicados en diversos medios nacionales e internacionales en el 2008.
 
Si el padre fuma o toma bebidas alcohólicas, destacó, eleva hasta 3 veces más la posibilidad de que el bebé nazca con leucemia, pues las toxinas producen mutaciones cromosómicas que ocasionan alteraciones de una proteína llamada Anti-8-oxo-dG.
 
Pero también la simple exposición al humo del cigarro es un factor de riesgo, abundó, así como que los niños estén en contacto con la ropa contaminada de los papás que trabajan en industrias donde se manejan sustancias cancerígenas, de ahí la importancia de que usen  equipo de protección y, de ser posible, laven sus prendas de trabajo fuera del hogar.
 
Finalmente, el especialista indicó que actualmente se estudia la relación de posibles alergias que disminuyen el riesgo de leucemias, lo cual puede abrir la puerta para tratamientos que combatan la leucemia a partir de que se incentiven algunos alergénicos, pero sin que se desarrolle un rechazo inmunológico.

Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: