publicidad

Otros

Cuando llegue el bebé, no descuides a tu pareja

Cuando nace un bebé, la pareja suele distanciarse y descuidarse. Para evitarlo, te damos cinco consejos

  • 21/04/2016
  • 04:00 hrs.
La llegada de un hijo es uno de los momentos más especiales y felices que viven las parejas, aunque también es una etapa de cambios en todos los aspectos, sobre todo en la forma de relacionarse.

La psicóloga clínica Olga Carmona, explica que un matrimonio tiene su propio equilibrio, donde uno es el que necesita y el otro cubre sus necesidades y viceversa, pero cuando llega un bebé, ese sistema se convierte en un triangulo al servicio de las necesidades del pequeño, por lo que ambos comienzan a descuidarse.

“La pareja desplaza la mirada hacia alguien que ya no es el otro, o al menos ya no es en la misma proporción que era”, explica.

Añade que los cambios no los viven de la misma manera hombres y mujeres, pues ellas, los experimentan física, bioquímica y emocionalmente.

“Este terremoto vital, sumado al cansancio físico y en muchos casos la sensación de desbordamiento psíquico, hacen que nos desconectemos temporalmente del mundo. Y en el mundo exterior, también está nuestra pareja”, señala.

En el caso de los hombres, pueden llegarse a sentirse agotados o desplazados, además de que tienen que reaprender un rol que les era desconocido.

Para evitar que la relación de pareja se dañe, la especialista recomienda que lo primero que se debe hacer, es reconectarse, es decir , volver a mirar al otro así como buscar espacios que favorezcan y faciliten volver a la emoción que dio origen a los hijos, por lo que recomienda lo siguiente.

  1. En esta etapa, las mujeres necesitan más que nunca del apoyo de su pareja. Así que si eres hombre, llénala de amor, ayude con las tareas del bebé y no te desesperes. Recuerda que muchos cambios de humor se deben a los desajustes hormonales.

  2. Sean la fortaleza del otro cuando existan momento difíciles como una mala noche, problemas en el trabajo o cuando el bebé llegue a enfermedad.

  3. No pierdan la comunicación y díganse todo lo que sientan. Háganse saber que se quieren y lo importante que es este momento para ambos, aunque también se vale decir que extrañan los momentos en que estaban solos.

  4. A pesar de la falta de tiempo o el cansancio, es primordial que no descuiden su apariencia física.

  5. Salgan a cenar, caminar, al cine o a donde más les guste. Disfrútense como antes de tener tantos compromisos.


(Con información de Aleteia)

publicidad

publicidad

publicidad

publicidad