publicidad

Otros

Vigila lo que comes en cuaresma

En época de cuaresma es necesario cuidar el producto del mar que se consume, ya que el calor puede descomponerlo rápidamente.

  • 29/03/2012
  • 16:46 hrs.
La época de la cuaresma es el momento del año en el que se corren más riesgos alimenticios, ya que cabe la posibilidad de comer mariscos y pescados que no se encuentren en un buen estado, señaló la Secretaría de Salud del Distrito Federal, durante el lanzamiento de la campaña “Ponte trucha”.
 
Según el secretario de salud capitalino, el doctor Armando Ahued, señaló que si bien en esta época se consume mucho producto del mar, es precisamente éste el que se descompone más rápido por las altas temperaturas.
 
“Exhorto a la población a que evite comer alimentos en la vía pública, porque los alimentos se descomponen mucho más rápido con el calor y peor aún si no tienen un manejo adecuado”, indicó el funcionario capitalino.
 
La idea de la campaña es evitar que las personas puedan padecer enfermedades como tifoidea, amibiasis e infecciones gastrointestinales por el consumo de productos del mar echados a perder.
 
Señaló también que a pesar de que hasta el momento las emergencias atendidas por enfermedades gastrointestinales han bajado un 15 por ciento en comparación con las del año pasado, es necesario reforzar la vigilancia sanitaria porque las temperaturas han amenazado con aumentar. 
 
“Estamos fomentando la vigilancia y protección de riesgos sanitarios en todos los mercados públicos. Hoy empezamos en el mercado de San Juan, y vamos a ir a La Viga y Central de Abasto, y a donde la gente nos reporte que hay venta de productos en mal estado”, reveló el doctor Ahued.
 
El funcionario también señaló lo importante que es mantenerse hidratado con agua limpia, debido a que las enfermedades gastrointestinales tienden a deshidratar al paciente, y pidió a la población que evite consumir bebidas preparadas en la calle, ya que son las que más microbios contienen. 
“Es la temporada en que más agua hay que tomar. Se pueden hacer sueros caseros o solicitarlos en cualquier centro de salud”, manifestó, y abundó sobre la importancia de no comer productos crudos ni siquiera en casa, a menos que se tenga la plena seguridad de que no existe ningún problema de higiene. (Con información de Excélsior)
 

publicidad

publicidad

publicidad

publicidad