Faltan niños en “el país más feliz del mundo”

El año pasado sólo nacieron 55 mil 873 niños; los habitantes señalan tener hijos es muy caro y que las parejas actuales son muy inestables.

03/03/2014 4:55
AA
En el país más feliz del mundo los jóvenes no quieren tener hijos. Apenas tres meses después de que la Organización de Naciones Unidas dio a conocer que Dinamarca ocupó el primer lugar mundial según la encuesta llamada Informe Mundial de la Felicidad, el gobierno de ese país del norte de Europa informó que en 2013 se registró la menor tasa de nacimientos en los últimos 27 años.
 
El reporte de la oficina de Estadística de Dinamarca, presentado en esta capital danesa la tercera semana de febrero, indica que el año pasado únicamente nacieron en suelo danés 55 mil 873 niños y niñas. Si se toma en cuenta que la población total de esta nación  es de 5 millones 627 mil personas, eso significa que los nacimientos representaron 0.99%  del total de la población, es decir que sólo nació un bebé por cada 100  ciudadanos.
 
Ante estas cifras bajas de renovación de la población, el hospital Rigshospital, de Copenhaghe, emitió una opinión en un comunicado en el que afirma que el descenso de la población por la falta de nacimientos es “comparable a los daños de una epidemia”.
 
Este decremento en la población llama la atención en un país donde históricamente los niños han tenido un alto valor en la sociedad. Es el país donde vivió el autor de los cuentos “El soldadito de plomo”, “El traje nuevo del emperador”, “La sirenita” y “El patito feo”: Hans Christian Andersen. También es el lugar donde se creó el primer parque infantil urbano dedicado a los niños; el parque  Tívoli, que sirvió de inspiración a Walt Disney para crear su parque de diversiones Disneylandia.
 
Los indicadores que llevaron a colocar a Dinamarca en el número uno en el “Reporte de Felicidad 2013” de la ONU fueron: alto nivel de ingresos económicos, larga esperanza de vida, bajos niveles de inseguridad, bajos niveles de corrupción, un buen sistema de salud pública y acceso a la educación.
 
Entrevistados por SUMÉDICO  ciudadanos daneses afirmaron que hay dos causas principales en la baja de nacimientos: “tener bebés es muy caro”, “el gobierno no ayuda suficientemente a las madres que trabajan” y “las parejas de hoy son muy inestables”.
 
En una tienda de regalos en la calle Frederiksberggade, el señor Lars Christiansen afirma que uno de los argumentos que más ha escuchado para no tener hijos es que “un bebé cuesta más de 2 y medio millones de coronas danesas (aproximadamente 6.2 millones de pesos mexicanos), desde que nace hasta que llega a la adolescencia”.
 
Además agrega que son muy raras las mujeres que desean tener bebés antes de los 30 años porque, en Dinamarca, entre los 20 y los 30 años es cuando las mujeres deben ser más competitivas en el trabajo “y ninguna quiere estar trabajando y escuchando a bebés llorando alrededor de ellas”.
 
En otra zona de la ciudad, en un centro comercial o mal llamado Fisketorvet, una joven mujer llamada Alina Moller, indica que en la actualidad las parejas duran pocos años juntas antes de cambiar de compañero o compañera. Además, opina que aunque el gobierno apoya a todas las mujeres que tienen hijos con un pago trimestral de aproximadamente 8 mil coronas danesas (unos 20 mil pesos mexicanos), ese apoyo no es un estímulo  suficiente, desde el punto de vista económico, para tener un hijo ya que la manutención de un bebé en Dinamarca, incluyendo el pago de guardería, médicos, alimentos y ropa, es  de más de 14 mil coronas al mes (35 mil pesos mexicanos).
 
Entre los entrevistados sí existe la preocupación de lo que puede significar para el país el que no nazcan más bebés, sin embargo dicen que “todos lo ven como un problema nacional y no como un problema de sus propias familias”.
 
Aumentan los migrantes
Según la oficina de Estadísticas de Dinamarca, en contraste con el bajo nivel de nacimientos –que en 2013 fue apenas mayor que el de 1986— ha crecido el número de inmigrantes. De hecho, el año pasado llegaron al país más inmigrantes extranjeros (56 mil 276) que los nacimientos ocurridos en su propio territorio (55 mil 873).
 
“Gracias a la suma de los inmigrantes y los nacimientos el índice de crecimiento de la población no fue negativo, pero cuando se hace el balance total, en el que se incluyen las muertes y las personas que abandonaron el país, sólo hubo un crecimiento de 24 mil habitantes, es decir que la población total creció 0.4%”, dice la oficina de estadísticas.
 
Cuando se revisa quiénes son los nuevos habitantes de Dinamarca se observa que tres países son el origen de la mayoría de los inmigrantes. El número uno es Rumania, el número dos Polonia y, sorprendentemente, el número tres en inmigrantes a Dinamarca es Estados Unidos.
 
“Sorprende que en los últimos años los inmigrantes de Estados Unidos sean más que los que tradicionalmente venían de otros países con economías fuertes pues en 2013 los estadunidenses desplazaron a los noruegos, suecos y alemanes”, indicó la oficina gubernamental.

Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: