Frida y su lucha contra las enfermedades

Debido a que su salud siempre fue precaria, Frida Kahlo tuvo que someterse a más de 30 operaciones y diversos dolores.

05/07/2013 7:48
AA

Julio es sin duda el mes de Frida Kahlo, este sábado se cumplen 106 años de su nacimiento y el día 13 se un año más de su fallecimiento. Rodeada por la tragedia, la vida de la pintora mexicana que ha cautivado con su arte en todo el mundo, estuvo marcada por el dolor, por la enfermedad, el amor y desamor.

Dada su precaria salud física, era evidente que la de Frida no sería una vida muy larga, tomando en cuenta que desde la infancia padeció diversas enfermedades que no le permitieron tener el desarrollo normal de una niña, algo que, aunado al accidente que sufrió en 1925, terminó por agotar un cuerpo pasado por el sufrimiento, pero al mismo tiempo detonó su genio como artista.

Infancia difícil y gusto por el boxeo

A los seis años de edad, Frida fue diagnosticada con poliomielitis, por lo que tuvo que permanecer en cama hasta nueve meses mientras se recuperaba, debido a diversas enfermedades, lesiones, operaciones y accidentes derivadas del mismo padecimiento.

No obstante, tras esos nueve meses de sufrimiento, la poliomielitis dejó una secuela permanente, y es que la pierna derecha de Frida adelgazó más que la izquierda, pero, como parte de su rehabilitación, su padre la animó a practicar deportes como el boxeo, esto de acuerdo con la biógrafa Hayden Herrera,que escribió el libro “Frida a Biography of Frida Kahlo” en 1984.

Inclusive, dentro de la misma obra se refiere que, si bien la relación de Frida con su madre era más bien ambivalente, con su padre era más cercana, al grado que él se involucró en la rehabilitación de su hija, estrechando su relación.

Lamentablemente, debido a este problema, Frida no pudo convivir mucho con otros niños ni desarrollarse como una niña normal, habiendo sido una niña solitaria, algo que de alguna manera llegó a mostrar en sus cuadros posteriormente.

El accidente

Posteriormente, a los 18 años de edad, en 1925, Frida se vio envuelta en un accidente de tranvía que afectó aún más su cuerpo y su salud en general, ya que se fracturó la columna vertebral en tres partes y el pubis en tres, además, tuvo once diferentes fracturas en su pierna derecha, se dislocó el pie derecho, descoyuntó su hombro izquierdo y un tubo del autob´pus en el que viajaba la atravesó por la cadera izquierda, saliendo el otro extremo por la vagina.

Para contrarrestar ese conglomerado de fracturas, y adecuándose a la medicina de entonces, Frida sufrió mucho al someterse a 32 operaciones, además de utilizar corsés de yeso y otras clases de “mecanismos de estiramiento” como parte de sus terapias.

En 1953 se organizó en México la primera exposición del trabajo de Frida Kahlo, no obstante, ésta sería con la ausencia de la pintora, cuya salud era precaria y debía permanecer en cama, sin embargo, la artista llegó a la exposición en una ambulancia acondicionada y su cama fue colocada en el centro de la galería, en donde platicó y bebió en compañía de sus amigos, colegas y admiradores.

Lamentablemente, fue en ese mismo año que le amputaron una pierna a causa de una gangrena, algo que, de acuerdo con algunos biógrafos, como Raquel Tibol, autora del libro “Frida Kahlo. Über ihr Leben und ihr Werk”, la hundió en una profunda depresión que, a su vez, la orilló a intentar suicidarse.

En las anotaciones de su diario, fechadas en 1954, Frida Kahlo relataba las dolencias físicas y psicológicas que la aquejaban, y señalaba que hasta entonces no se había quitado la vida, a pesar de desearlo, debido a Diego Rivera y a la “vanidad” de creer que ella le hará falta.

Finalmente, Frida Kahlo falleció en 1954, siete días después de su cumpleaños número 47,sin que se le realizara ninguna autopsia.

Quizás fibromialgia

Recientemente, especialistas en fibromialgia, señalan que si bien en aquel entonces no pudo haber sido diagnosticada con dicha enfermedad, la sintomatología y las manifestaciones como dolor crónico y fatiga extrema, retratadas por la misma pintora en algunos de sus cuadros, delataban la presencia de fibromialgia postraumática, derivada del accidente que sufrió en su adolescencia.

De acuerdo con la Sociedad Valencia de Reumatología, al realizar una nueva revisión al expediente clínico de Frida Kahlo, que fue publicada en la revista Arthritis & Rheumatism (Vol. 43, nº3), del año 2000, se sugiere que la verdadera causa del padecimiento crónico de Frida fue una fibromialgia postraumática. (Redacción SUMEDICO)


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: