Infertilidad, problema médico y social: expertos

La imposibilidad de tener hijos ha superado las instancias médicas, ya que muchas parejas se desintegran por esta situación.

02/03/2011 10:03
AA

Más allá de ser un problema médico, la infertilidad se convierte en un problema social, ya que puede afectar la vida de muchas parejas que se desintegran ante la imposibilidad de procrear descendencia, comentó el doctor Abraham Martínez Ruiz.

El doctor indicó que el primer indicio de un problema de infertilidad entre una pareja puede advertirse tras tener un año de actividad sexual sin protección, sin que la mujer pueda embarazarse. “Ese es el momento en el que la pareja debe acudir al médico, porque si se deja pasar más tiempo, la edad puede afectar la capacidad reproductiva de la mujer”, reveló.

Durante la presentación de las alternativas que ofrece el Instituto Especializado en Infertilidad y Medicina Reproductiva a las parejas que desean tener hijos, del cual es director médico, el doctor Martínez Ruiz indicó que es muy importante difundir la información real sobre la infertilidad a los pacientes, ya que en muchas ocasiones, al no saber qué ocurre, las parejas llegan a tardar hasta  6 años en acudir con un especialista.

Reveló también que en México llegan a registrarse, en promedio, hasta 500 mil nuevos casos de infertilidad al año, cifra que incrementa el número vertido por el INEGI, el cual dejar ver que en este país existen 1.5 millones de parejas con un problema de infertilidad.

El problema, desde el punto de vista de la doctora Cecilia Mejía Medina, del Consejo Mexicano de Gineco-obstetricia, es que muchas de estas parejas no conocen las alternativas para poder tener hijos, las cuales, refirió, ya no tienen que ver con el alcance económico porque la medicina reproductiva no debe ser elitista.

Uno de los aspectos que la doctora destacó es el cuidado emocional que debe acompañar todos los procesos de medicina reproductiva, así como el seguimiento del embarazo para poder cuidarlo sin riesgos.

Finalmente, el doctor Martínez Ruiz comparó las cifras de Estados Unidos y Europa con las de México, al referir que mientras en México las parejas tardan hasta 6 años en asistir al especialista, en Estados Unidos y Europa la tardanza es de menos de un año, por lo que es posible acceder a una alternativa como la inseminación intrauterina o la fecundación in vitro, sin que la edad de la mujer afecte la posibilidad del embarazo, ya que al cumplirse 35 años, la mujer puede perder hasta el 35 por ciento de su capacidad reproductiva. 
 


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: