La esclerosis múltiple es un mal multifactorial

Entre los primeros síntomas y el diagnóstico de un paciente con esta enfermedad desmielinizante puede cursar hasta un año y medio.

28/05/2012 6:42
AA
Durante los últimos años, la esclerosis múltiple ha tomado gran relevancia entre la comunidad médica debido a que ataca principalmente a adultos jóvenes, de entre 20 y 35 años de edad, justo en su etapa más productiva, dijo en SUMEDICO Radio el doctor José de Jesús Flores Rivera(*), adscrito a la Unidad de Neuroinmunología y Enfermedades Desmielinizantes. Escucha la entrevista parte 1, parte 2 y parte 3.
 
El especialista señaló también que entre los primeros síntomas de la enfermedad y el diagnóstico preciso puede mediar hasta un año y medio, situación que puede dificultar la calidad de vida del paciente, ante la falta de un tratamiento oportuno. 
 
“La esclerosis múltiple no responde a una sola causa, pues aunque tiene cierta predisposición genética, puede no ser una enfermedad hereditaria, y necesita un factor ambiental que la dispare. La teoría más aceptada responde a que puede tratarse de un virus, pero también se le ha relacionado con poca cantidad de exposición solar, lo cual puede afectar la respuesta del sistema inmunológico al no sintetizarse bien la vitamina D, muy importante para activar las defensas del cuerpo”, señaló el especialista. 
 
Síntomas
Los primeros síntomas de la enfermedad, de acuerdo con el médico, es la neurosis óptica, que se traduce como la pérdida de visión en uno o ambos ojos, “de forma progresiva y con dolor durante los movimientos oculares. También hay otros síntomas como pérdida de fuerza en alguna o varias extremidades, alteración en el equilibrio y la coordinación, visión doble o que uno de los ojos se quede atorado cuando ve hacia los lados. Dichos síntomas no aparecen de forma inmediata, sino su progresión va dándose durante varios días”, explicó.
 
Según el doctor Pérez Rivera, la esclerosis múltiple ataca más a mujeres, en un rango de 2 a 1 con respecto a los hombres, en edades que van de los 20 a los 35 años, de ahí que exista tanta relevancia alrededor, debido a la discapacidad que ocasiona en un adulto joven.
 
La teoría principal de este fenómeno es la influencia que tiene el perfil hormonal de la mujer, el cual determina la respuesta de la paciente ante algunas infecciones, sobre todo en las enfermedades de origen inmunológico, “mis células de defensa atacan a un componente de mi organismo, en este caso la mielina, por eso la frecuencia es más alta en mujeres, porque, por ejemplo, la inmunidad cambia en el periodo de menstruación, y en el caso de un embarazo, la enfermedad baja mucho su afectación”, señaló.  
 
Diagnóstico
El doctor Flores Rivera fue enfático al señalar que quien debe diagnosticar y tratar esta enfermedad es un neurólogo, aunque lo ideal sea que se trate de un médico especializado en esclerosis múltiple, “aunque en México no hay mucha gente especializada, el neurólogo está perfectamente capacitado para determinar su diagnóstico y el tratamiento que debe seguir el paciente”, indicó. 
 
“El tiempo entre el primer evento y el diagnóstico de la enfermedad ocurre en más o menos un año o año y medio, pero cuando hay una visita con los primeros síntomas y se cuenta con tecnología y recursos apropiados, es posible diagnosticar la enfermedad hasta en 30 o 45 días”, explicó. 
 
Tratamientos
A pesar de ser una enfermedad que no tiene cura, de acuerdo con el especialista, en la actualidad existen tratamientos suficientes y muy avanzados para controlarla y aumentar la calidad de vida de una persona. 
 
El tratamiento debe ser individualizado y puede ir variando, ya que su aplicación depende del momento de la enfermedad que esté viviendo el paciente, su perfil y el estado de la enfermedad. Por otro lado, mientras hace 30 años sólo existía un tratamiento a base de inyecciones, actualmente se cuenta con medicamentos que se aplican vía oral. “Afortunadamente la oferta más avanzada de tratamientos en el mundo llega a México en alrededor de 6 meses”, explicó el doctor. 

Esperanza de vida
Finalmente, el médico indicó que mientras el diagnóstico sea temprano y se aplique un tratamiento oportuno, la esperanza de vida es igual al resto de la población, “pero cuando tardamos más de 10 años en diagnosticar la enfermedad, ésta se reduce hasta cinco o 10 años, por eso es importante tener el diagnóstico oportunamente”, concluyó. 
 
(*) Dr. José de Jesús Flores Rivera / Esclerosis Múltiple y enfermedades desmielinizantes
Adscrito a la Unidad de Neuroinmunología y Enfermedades Desmielinizantes. 

 
 

Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: