La esquizofrenia puede ser hereditaria

Las alucinaciones visuales y auditivas son características que distinguen a la esquizofrenia de otros padecimientos mentales.

09/05/2011 8:16
AA

“El paciente esquizofrénico que hace apego a su tratamiento puede llevar una vida normal y tener calidad de vida, como cualquier otra persona”, reveló a SUMEDICO EL DOCTOR Alejandro Díaz Anzaldúa(*).

Aun cuando para algunas personas pueda ser una exageración la manera como se definen los síntomas de un paciente con esquizofrenia en la percepción popular, y hasta cierto punto cultural, lo cierto es que las alucinaciones visuales y auditivas son características que distinguen a la esquizofrenia de otros padecimientos mentales.

“La esquizofrenia es una enfermedad mental que tiene como características más notable su curso: es una enfermedad que una vez diagnosticada acompaña al individuo toda su vida. Los síntomas que la distinguen son alteraciones en el pensamiento, la conducta y en la senso-percepción del paciente”, explicó el doctor Díaz Anzaldúa.

De acuerdo con su explicación, los tres grupos de alteraciones del paciente esquizofrénico se definen de la siguiente manera:

Pensamiento: Los pensamientos del paciente se ubican fuera de un contexto real; se trata de ideas que podríamos ubicarlas de esa manera pero para ellos son válidas y todas tienen distintos significados. La principal actitud que adopta el paciente esquizofrénico es de paranoia, ya que se siente objeto de vigilancia de parte de los demás, así como la formulación de ideas delirantes.

Conducta: El paciente se vuelve retraído, evita contacto social con los demás y tiene disfunciones sociales, por lo que no interactúan; también se deteriora su capacidad de funcionamiento cuando se les diagnostica como pacientes con esquizofrenia: abandonan sus estudios o el trabajo.

Senso-percepción: Al paciente lo acompañan alucinaciones auditivas, visuales y sensitivas. Las auditivas son las más típicas, se trata de voces que critican, insultan, dirigen y comentan situaciones relacionadas con el paciente. En algunas ocasiones se trata de voces de figuras reconocidas y otras desconocidas; inclusive puede tratarse de varias voces o de una sola, tanto de hombre como de mujer.

“Cuando se desarrollan estos síntomas en una persona, entonces podemos hablar de un diagnóstico de esquizofrenia”, aseguró el experto.

La esquizofrenia tiene diversos detonadores, uno de ellos apunta hacia la genética, ya que cuando existió en una familia un caso de esquizofrenia, las posibilidades de heredarlo son mayores para las siguientes generaciones. Aún así, existen otros factores ambientales que pueden desatarla, como un entorno demasiado estresante, por ejemplo, o bien, en el caso de las mujeres embarazadas que tienen problemas durante el embarazo y el parto, aumentan las posibilidades de tener un hijo con esquizofrenia.

“Una mujer que sufre de una infección por influenza estacional durante el embarazo, tienen un mayor porcentaje de tener hijos con esquizofrenia”, aseguró el doctor Díaz.

De acuerdo con estudios realizados por el Instituto Nacional de Psiquiatría “Dr. Ramón De la Fuente Muñiz”, se calcula que el número de casos de esquizofrenia en México apunta al uno por ciento de la población general, cerca de 1 millón de pacientes con esquizofrenia en México.

El problema, según el doctor Díaz Anzaldúa, es que “la mayoría de estos individuos no están diagnosticados, o bien, si ya fueron valorados, no reciben el tratamiento apropiado. De ahí que en muchos casos, quienes siguen el tratamiento pueden integrarse de nuevo a la sociedad”.

La edad de inicio de la esquizofrenia fluctúa entre la segunda y la tercera década, es decir, entre la adolescencia y la adultez, y existe una mayor incidencia de casos en hombres que en mujeres. De acuerdo con el doctor Díaz, mientras más temprano se registre la aparición de la esquizofrenia el pronóstico es poco favorable y, a la inversa, si la aparición se da a una edad más avanzada, el pronóstico es más favorable.

Tratamientos

Tomando en cuenta que los pacientes con esquizofrenia tienen reacciones sicóticas, el tratamiento se hace a base de medicamentos anti sicóticos. Y de acuerdo con el doctor Díaz, en la actualidad existen fármacos que cubren mucho más síntomas que antaño, dan más seguridad al paciente y desarrollan menos efectos colaterales.

No obstante, el ataque a la enfermedad debe ser inmediato. “Una vez hecho el diagnóstico debe establecerse el tratamiento con medicamento. Aunque también los medicamentos obligatorios se complementan con intervenciones sicosociales. Ya existen terapias nuevas en donde el paciente va a terapia grupal, y realiza actividades artísticas, culturales, musicales, etcétera… Y esto reditúa en una mejor evolución para el paciente. Esto funciona porque se maneja al paciente de manera integral”, indicó el médico.

Finalmente, el doctor Díaz Anzaldúa reveló que es sumamente importante que la familia se involucre, tanto con la enfermedad como con el tratamiento y el paciente mismo, para saber cómo reaccionar y manejar las circunstancias.

(*)Dr. Alejandro Díaz Anzaldúa
Psiquiatría y Medicina Interna
Instituto Nacional de Psiquiatría “Dr. Ramón De la Fuente Muñiz”
adiaza@imp.edu.mx


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: