La verdad sobre el amor, ¿ya lo sabías?

Hay afirmaciones sobre el amor que son tan comunes en la sociedad, que ya no sabemos si son ciertas o no, por eso te las explicamos.

27/02/2015 4:17
AA

¿Has escuchado que “el amor es ciego”, que “el hombre es infiel por naturaleza” o que “las mujeres son más enamoradizas”? Son las afirmaciones más comunes sobre el amor, pero ¿son verdad? 

 
Para resolver esas dudas, algunos científicos se han dedicado a darle respuesta a estas y otras cuestiones sobre el corazón.
 
1. Es un impulso: No se trata de una emoción, sino de una necesidad fisológica para el ser humano que surge cuando el cerebro se inunda de feniletilamina (anfetamina que segrega el cuerpo) y responde liberando neurotrasmisores como dopamina, norepinefrina y oxitocina.
 
También bajan los niveles de serotonina y se libera adrenalina, que inunda el torrente sanguíneo haciendo que aumente el ritmo cardiaco. La mezcla de estas sustancias crea vínculos emocionales con la otra persona y aparecen los típicos síntomas del enamoramiento: se acelera el corazón, empiecen los nervios y las mariposas al estómago.
 
2. Crea adicción: Cuando una persona se enamora, la dopamina que libera empieza a desplegar euforia, deseo, satisfacción, placer y plenitud, mismas áreas cerebrales que activan el alcohol, el tabaco y otras sustancias adictivas, por eso siempre hay personas que son incapaces de estar solas. 
 
3. Sí existe a primera, sólo en hombres: Cuando las mujeres se enamoran, segregan dopamina y activan partes del cerebro encargadas de la memoria, por eso tardan más en enamorarse, pues necesitan más interacción con la otra persona. 
 
Por el contrario, los hombres activan las zonas del cerebro que responden a los estímulos visuales, por eso el aspecto físico desencadena la liberación de esa sustancia y se enamoran más rápido que las mujeres. 
 
Estás en un bar, en el metro o vas por la calle y de pronto te cruzas a alguien y piensas: “me acabo de enamorar”. Si eres hombre posiblemente tengas razón, pero si eres mujer las cosas cambian.
 
4. Nos atraen las personas guapas y misteriosas: El misterio se relaciona con la novedad y ésta con la dopamina. Además, los seres humanos nos sentimos atraídos por la simetría, las caras simétricas activan las áreas cerebrales implicadas en el enamoramiento.
 
5. Nos obsesionamos con la otra persona: Sí es amor, pero también obsesión, el alto nivel de norepinefrina produce euforia y pérdida del apetito mientras el bajo nivel de serotonina tiene que ver con la obsesión de estar con la persona amada. 
 
6. Es ciego: Se debe a que la pasión inicial se caracteriza por las desactivación de regiones del cerebro como la corteza frontal, implicada en la lógica y el razonamiento.
 
7.Amores prohibidos son los más queridos: Este tipo de amores no se superan no por no querer, sino porque no se puede. La dopamina, la sustancia que se libera al enamorarse, también se relaciona con la motivación y las conductas para alcanzar un objetivo concreto. El impedimento, entonces, aumenta los niveles de dopamina; si hay obstáculos aumenta la necesidad de conseguir el objetivo y los sentimientos se intensifican. 
 
8. La llama se apaga: Con el paso del tiempo los receptores de dopamina pierden sensibilidad. En un periodo de tres años dejan de responder al estímulo y desaparece esa sensación placentera de enamoramiento. Su sustituta es la oxitocina, que está relacionada con la sensación de apego, por eso el sentimiento cambia, las emociones no son las mismas, se sale de esa fase de enamoramiento y se pasa a una fase más calmada en la que, si la relación no está construida en algo más que en el enamoramiento y la atracción sexual, la llama se apaga.
 
9. Uno no sabe lo que tiene hasta que lo pierde: Cuando terminan con nosotros, volvemos a sentir la pasión que no había al final de la relación. Por eso la persona que no decide dejar la relación, aunque ésta ya estuviera rota, intenta por todos los medios recuperar a su pareja, porque en el momento de la ruputura se activa el área del cerebro que segrega la dopamina. 
 
10. Romper fotos y quemar cartas ayuda: Se trata de evitar cualquier cosa que te recuerde a esa persona. 
 
11. El chocolate es la solución: Cuando se termina una relación en la fase de enamoramiento el subidón de feniletilamina baja y el cuerpo la necesita. El chocolate es rico en fenitelamina y te hará sentir un poco mejor. 
 
12. Del amor al odio sólo hay un paso: Estos sentimientos se relacionan porque producen las mismas sustancias químicas, sólo falta un detonante para pasar de un sentimiento a otro de forma radical.
 
13. Las mujeres se enganchan cuando tienen sexo: La zona de liberación de dopamina se activa durante el sexo y en las mujeres este área es 70 por ciento más grande que en los hombres, por lo que se relacionan más emocionalmente.
 
14. Infieles por naturaleza: El individuo seguirá la estrategia de reproducción que le permita tener más hijos, ya que así tendrá más posibilidades de que sus genes sigan transmitiéndose. 
 
15. Al hombre le duele más la infidelidad sexual mientras que a la mujer la emocional: La idea es que la mujer resulta más afectada por la infidelidad romántica que por la infidelidad sexual, pues la romántica le haría perder los apoyos que necesita en su misión reproductora. El hombre asume más riesgo por la infidelidad sexual de su pareja que por la romántica (Con información de Huffington Post).
 

Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: