Los retos diarios de una atleta paralímpica

Vianney Trejo, nadadora con discapacidad, fue una de las figuras en los pasados Juegos Parapanamericanos, ganando 4 medallas de oro.

02/12/2011 7:34
AA
“Tú te pones tus propios límites, tú sabes hasta dónde puedes llegar”, dijo la nadadora parapanamericana, y ganadora de 4 oros, Vianney Trejo Delgadillo, durante una charla con SUMEDICO respecto a las ventajas y desventajas de las personas con capacidades diferentes. 
 
 
Vianney Marlene Trejo Delgadillo, de 17 años, nadadora y estudiante de idiomas, que dejó la escuela para afrontar el reto de acudir a los Juegos Parapanamericanos Guadalajara 2011, se convirtió en una de las figuras a seguir durante la competencia, volviendo a casa con 4 medallas de oro y 2 de plata, además de 2 nuevos récords Panamericanos. 
 
A pesar de que algunas personas con alguna clase de discapacidad consideran que deben ser considerados como alguien normal, o convencional, Marlene no considera que deba ser así. 
 
“Mi vida no es tan normal, porque nosotros nos sacrificamos más que otras personas, y no nos ponemos límites, como hacen otros atletas convencionales, nosotros no nos quejamos porque tenemos la semilla de querer ser alguien y lograr algo a pesar de nuestra discapacidad”, indica. 
 
Respecto a los logros que ha tenido y al acercamiento de las personas, Marlene considera que la gente siente aún más afecto por sus deportistas con discapacidad y se sienten más orgullosos “porque saben que a pesar de que no estás completo, de que alguna parte de tu cuerpo falta, o no puedes caminar, consigues hacer lo que otros no pueden”. 
 
“Ese apoyo de la gente no se había visto antes, y fue muy importante para salir adelante y para lo lograr que logramos, estoy feliz de que la gente se diera cuenta que estamos ahí, que podemos”, dice con emoción.
 
Un día en la vida de Vianney es sencillo, después de levantarse asiste a la escuela de idiomas, la cual dejó un tiempo para dedicarse a su preparación y posterior participación en los Juegos Parapanamericanos Guadalajara 2011, almuerza, va a entrenar al Centro Paralímpico Mexicano durante alrededor de tres horas, vuelve a casa, hace tarea y descansa un poco. 
 
Sobre tener una pareja, en este momento Vianney está muy segura de lo que en verdad desea, “y es que quiero enfocarme en mi carrera deportiva y no en el novio, por algo dejé la escuela, entonces no quiero que nada me distraiga de eso”, dice sonriente. 
 
México rezagado
 
Sobre la cultura y el respeto a las personas con discapacidad en México, Vianney considera que no existe, a pesar de que los recientes juegos y su transmisión por televisión consiguieron alertar a la gente no sólo de la existencia de las personas con alguna discapacidad sino de sus logros como deportistas. 
 
“En México no existe la cultura de la discapacidad ni hay educación, apenas recientemente van apareciendo camiones con la adaptación de la rampa, pero eso no es todo; ves que no hay educación cuando alguien estaciona su auto estorbando las rampas o los sitios determinados para las personas con discapacidad, también cuando ves que a un invidente no lo ayudan a pasar la calle. En otros países hay más educación y cultura a diferencia de México”, comenta. 
 
Londres 2012
 
Después del éxito en Guadalajara, lo más lógico es que la mente de Vianney se concentre en el objetivo de Londres 2012. 
 
“Es uno de mis mayores objetivos, es mi sueño desde que entre aquí –comenta–. Llegué cuando la selección mayor se preparaba para ir a China. Estoy pensando en Londres 2012 con mi entrenador, preparándonos, hay proyectos para el selectivo que será en marzo en Veracruz, y de ahí esperemos que sea seleccionada. Aunque sé que la olimpiada es más fuerte que los Parapanamericanos, pero espero traer buenos resultados”, finalizó la atleta. 
 

Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: