Los secretos de las mujeres chinas para lucir jóvenes

Las mujeres asiáticas tienen seis hábitos que ayudan a mantenerse eternamente jóvenes

17/05/2017 11:30
AA

Las mujeres chinas y en general las originarias del continente asiático, se caracterizan por tener un cuerpo esbelto y sobre todo por lucir eternamente jóvenes, ¿cómo lo hacen?

Algunos estudios señalan que la causa es su genética, pero otros afirman que son los rasgos de su piel, por lo que la respuesta definitiva no se conoce con exactitud.

Lo que se sabe es que las mujeres de China y Asia en general, tienen algunos hábitos en común que todos podemos poner en práctica, por lo que a continuación te los compartimos.

Utilizar mascarillas coreanas

“Al contrario de lo que ocurre en cremas y sueros, las mascarillas incluyen ingredientes filmógenos –que crean una capa impermeable–, oclusivos, absorbentes y/o ácidos que actúan directamente sobre la piel produciendo ese efecto inmediato”, explica Ana Rocamora, licenciada en Farmacia y vocal de la Sociedad Española de Químicos Cosméticos (SEQC).

De acurdo a datos de Fintonic, las mujeres chinas gastan en promedio 5571.86 pesos al mes en este tipo de mascarillas.

Usar ropa color pastel

Los colores juegan un papel muy importante en el aspecto físico y algo que ayuda a lucir más joven es vestir ropa en tonos pastel.

“Los colores claros contribuyen a que la imagen del que los viste parezca más juvenil. Los tonos oscuros provocan sombras en el rostro, marcando las líneas de expresión. Un tono pastel suaviza las facciones. Además se asocian a los niños pequeños y, por lo tanto, dan una imagen menos adulta”, explica Paz Herrera, directora de la asesoría de imagen Paz Herrera Studio.

Detalla que el más recomendado para rejuvenecer es el azul lavanda, mientras que para iluminar la piel, el rosa fucsia que está fuera de la gama de los pasteles.

Dejar el azúcar y consumir más jengibre

Alimentarnos saludablemente ayuda a retrasar el proceso de envejecimiento.

Jesús Honorato Pérez, catedrático de Farmacología de la Facultad de Medicina de la Universidad de Navarra, indica que los azúcares son el peor enemigo de la juventud, por lo que es importante reducir su consumo.

Las mujeres chinas apenas lo consumen, pues prefieren lo salado o picante, así como el jengibre y ajonjolí negro, que ayudan a neutralizan la acción de los radicales libres.

Cuidarse del sol

En la cultura China, el rostro debe lucir sin imperfecciones y con una marcada tez blanca, por lo que es necesario proteger del sol.

A diario utilizan protector con FPS superior a 50, además de que las ventas de cremas con efecto blanqueador representan el 50% de las ventas totales de la cosmética facial.

Si bien esto lo hacen por conservar su tez blanca, evitar exponerse al sol sí retrasa el envejecimiento.

El Instituto Gerontológico de Madrid, explica que la exposición a los rayos del sol es el principal factor de envejecimiento prematuro, ya que destruye el colágeno y la elastina de la piel.

Refugiarse del estrés y frío

Otro gran enemigo para las mujeres chinas es el frío, al grado que sólo toman agua caliente.

“Según la medicina china tradicional, el consumo de líquidos fríos altera el equilibrio del cuerpo y puede originar enfermedades, por ello lo ideal es beberlos a la misma temperatura del cuerpo, 36 ºC”, indica Blanca Rudilla.

Por este temor, las mujeres suelen pasar un mes en cama después de dar a luz mientras la familia se encarga del recién nacido. A esto se le conoce como la tradición ‘zuo yue zi’.

“Cuando una persona no está sometida a estrés y ansiedad, y el cansancio y el frío pueden provocarlo, los niveles hormonales permanecen equilibrados en el organismo. Por el contrario, si estamos sometidos a situaciones de estrés y tensión, las hormonas, como el cortisol y la adrenalina, alcanzan valores elevados. En circunstancias normales, el organismo es capaz de regularlos a través del sistema nervioso simpático, pero si el estrés o la ansiedad son crónicos o muy recurrentes, se acelera el envejecimiento”, indica Inmaculada Canterla, farmacéutica especializada en Medicina ‘Antiaging’ y miembro de la SEMAL (Sociedad Española de Medicina Antienvejecimiento y Longevidad).

Respetar horarios de comida y descanso

En China, todos los habitantes se despiertan y duermen temprano, además de que toman una siesta después de comer porque saben que un buen descanso es fundamental para la salud. Asimismo, respetan sus horarios de desayuno, comida y cena.

Seguir horarios de comida y sueño, ayuda a combatir el envejecimiento porque regula los ciclos circadianos ‘día-noche’, teniendo como efecto descansar mejor y ser más productivos.

(Con información de El País)


Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: