Mala alimentación, razón de obesidad

Especialistas del IMSS encontraron que entre los niños que hacen actividad física de modo frecuente hay obesidad cuando no debería haberla, culpan a la mala alimentación.

16/05/2012 4:23
AA

 Con el fin de identificar los factores de riesgo de desarrollar obesidad infantil y aumentar las posibilidades de presentar diabetes, hipertensión o insuficiencia renal crónica entre padecimientos, el IMSS analizó a 700 niñas y niños entre 6 y 14 años en un protocolo llamado “Genética de la obesidad en infancia y la adolescencia”.

Primero se evaluó el estado de salud de los niños con un equipo multidisciplinario de especialistas compuesto por médicos, enfermeras, nutriólogos y trabajadoras sociales, apoyados por alumnos de postgrado del Instituto Nacional de Salud Pública y del Departamento de Genética y Biología Molecular del Cinvestav, Unidad Zacatenco.

Al sacar los primeros datos, los especialistas encontraron que en el deportivo de Nezahualcóyotl del IMSS hay un “alto índice de obesidad” en los niños participantes en el protocolo, de más del 20%, y apenas la mitad no tiene problemas de exceso de peso, situación que no debería ocurrir ya que practican deporte de forma constante en las instalaciones deportivas; “esto se explica en la mala alimentación”, dijo.

Al respecto Cruz López advirtió que se ha observado en los cuestionarios que los niños y jóvenes prácticamente no consumen fibra, toman poca agua y que se ha incrementado en su dieta la ingesta de alimentos ricos en grasa y proteínas, así como refrescos y bebidas azucaradas en abundancia.

Para ir más a fondo en los problemas de obesidad de los participantes, los especialistas les aplican mediciones antropométricas (peso, talla, circunferencia de cintura), toma de presión arterial, determinación de los niveles de glucosa, triglicéridos, colesterol e insulina y estudios genéticos (que identifica genes que se asocian a la obesidad infantil).

Con esto, además los especialistas buscan conocer si los niños no se encuentran ya en problemas de prediabetes o con otras alteraciones metabólicas por ejemplo si hay coloración oscura en el cuello.

Crus López explicó que existen tres componentes principales que causan sobrepeso, obesidad y otros padecimientos crónicos: el sedentarismo, que es la falta de actividad física diaria, permanecer la mayor parte del día sentado frente al televisor y utilizar medios de transporte en lugar de caminar distancias cortas; alta ingesta calórica, es decir, el mayor consumo de harinas refinadas, azúcares y grasas (tamales, pan, pizza, hamburguesas, etc.) y la genética, que se analiza en este protocolo. (Fuente: IMSS)


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: