Meditación, herramienta a favor de la esclerosis

Personas con esclerosis múltiple logran superar miedos directos asociados con los síntomas actuales y futuros de la enfermedad y la discapacidad, afirman expertos. n

28/09/2010 10:23
AA

De acuerdo a estudios realizados por el Instituto Nacional de Psiquiatría “Ramón de la Fuente Muñiz”, el adecuado manejo de las emociones, desde la alegría hasta la frustración e ira, son sumamente útiles para la salud e incluso logran disminuir el dolor e incluso el acelerado avance de ciertas enfermedades, como es el cáncer.

Es por ello que se ha impulsado el manejo de diversas disciplinas como a yoga, tai-chi, entre otras, como un soporte de la meditación, la cual podría ser útil para tratar enfermedades severas, como la esclerosis múltiple.

Acorde a un estudio de la Universidad de Basilea en Suiza, a través de la meditación los pacientes con esclerosis pueden a afrontar el cansancio, la depresión y otros trastornos asociados a su enfermedad.

Lo anterior se estableció a partir de un estudio en el cual participaron 150 personas con esclerosis múltiple entre leve y moderada que fueron asignados a recibir un entrenamiento de ocho semanas en meditación o sólo recibir el tratamiento clínico habitual.

Los resultados revelaron que pacientes  que tomaron una clase semanal de meditación durante ocho semanas redujeron su fatiga y depresión y mejoraron su calidad de vida global, en comparación con quienes sólo recibieron  la atención médica habitual. En el grupo de meditación redujeron sus síntomas depresivos alrededor del 30 por ciento en comparación con aquellos que no siguieron el entrenamiento, los efectos positivos continuaron durante al menos seis meses.

Las mejoras entre los participantes entrenados en meditación fueron especialmente grandes en aquellos que mostraban niveles significativos de depresión o cansancio al inicio del estudio. Alrededor del 65 por ciento de los participantes mostraron evidencias de niveles graves de depresión, ansiedad o cansancio al inicio del estudio, y este grupo de riesgo se redujo a una tercera parte al final del entrenamiento y seis meses después.

Al respecto, Paul Grossman, responsable del estudio, explicó: “Las personas con esclerosis múltiple deben afrontar retos vitales asociados a su profesión, su seguridad financiera, las actividades recreacionales y sociales y las relaciones personales sin contar los miedos directos asociados con los síntomas actuales y futuros de la enfermedad y la discapacidad. La fatiga, depresión y ansiedad también son consecuencias comunes de tener esclerosis múltiple”.

Apuntó que las clases se centraban en dos horas de ejercicios mentales y físicos dirigidos a desarrollar una conciencia neutral sobre el momento presente o plena conciencia, así como un retiro de un día completo y 40 minutos diarios de ejercicios para realizar en casa.

“La esclerosis múltiple es una enfermedad impredecible, las personas pueden estar meses sintiéndose muy bien y luego tener un ataque que podría reducir su capacidad para trabajar o cuidar de su familia. El entrenamiento para la plena conciencia puede ayudar a los pacientes con esclerosis múltiple a enfrentarse a estos cambios. Un aumento de la atención plena en la vida diaria podría también contribuir a un sentido más realista de control, así como a una mayor apreciación de las experiencias positivas que forman parte de la vida”, añade Grossman.
 
(Con información de eurpa.press)


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: