Mieloma múltiple, ¿qué sucede después?

Para la mayoría de las personas esta enfermedad no desaparece completamente

06/09/2017 2:49
AA
mieloma múltiple

El mieloma múltiple es un cáncer en la sangre que comienza en las células plasmáticas en la médula ósea. La médula ósea es el tejido suave y esponjoso.

En la vida enfrentamos enfermedades como el cáncer y sabemos que existen diferentes tipos, como el caso de mieloma múltiple.

Mieloma múltiple

El mieloma múltiple es un cáncer en la sangre que comienza en las células plasmáticas en la médula ósea. La médula ósea es el tejido suave y esponjoso que se encuentra en el interior de la mayoría de los huesos. Ayuda a producir las células sanguíneas.

Las células plasmáticas ayudan al cuerpo a combatir enfermedades produciendo proteínas llamadas anticuerpos. Cuando una persona tiene mieloma múltiple, las células del plasma se multiplican sin control en la médula ósea y forman tumores en las zonas de hueso sólido.

También puedes verLa lucha contra el cáncer requiere más recursos

El crecimiento de esto tumores óseos debilita los huesos sólidos. También hace que sea más difícil para la médula ósea la formación de plaquetas y células sanguíneas sanas.

Tratamiento

Después de que se ha detectado y clasificado un mieloma múltiple según la etapa en la que se encuentra el paciente, el tratamiento para el mieloma múltiple puede incluir:

  • Quimioterapia y otros medicamentos
  • Bifosfonatos
  • Radiación
  • Cirugía
  • Trasplante de células madre
  • Plasmaféresis

¿Pero qué pasa después del tratamiento?

Para la mayoría de las personas, el mieloma múltiple nunca desaparece completamente. Estas personas puede que reciban tratamientos regularmente con quimioterapia y otros medicamentos, radioterapia, u otras terapias para tratar de ayudar a mantener el cáncer en control.

Aunque puede haber el momento en que se suspenda el tratamiento por un tiempo, la mayoría de los pacientes en realidad nunca termina de recibir tratamiento. Se necesita atención de seguimiento para que el médico sepa cuándo comenzar nuevamente el tratamiento. Esto puede ayudar a prevenir problemas que pueden interferir con la vida diaria.

Entre los cuidados posteriores se encuentran:

  • Durante y después del tratamiento es importante acudir a todas las citas de seguimiento
  • El médico preguntará sobre los síntomas, le hará exámenes y análisis de sangre o estudios por imágenes

Esto con el fin de determinar si se requiere de tratamiento adicional y evaluar efectos secundarios, aunque casi todos los tratamientos contra el cáncer tienen efectos secundarios. Algunos duran desde algunas semanas hasta varios meses, mientras otros pueden ser permanentes.

Lo más importante es que no pienses en cosas que no te ayudarán, sino cómo sobrevivir a la enfermedad. Por eso es recomendable que esté rodeado de las personas que más quiere como familia y amigos para enfrentar el proceso.

(Con información de American Cancer Society)


Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: