Nadar favorece el neurodesarrollo de los bebés

Es importante el ejercicio físico para el aprendizaje y la adaptación general del niño al ambiente en el que se desarrolla.

11/03/2015 4:10
AA

A pesar de tener pocos meses de edad, participar en actividades físicas en albercas beneficia el neurodesarrollo del bebé, porque empiezan a moverse como “peces en el agua”.

María José Aguilar, coordinadora de una investigación multidisciplinaria que desarrolla algunas actividades  en la alberca climatizada, explicó que los recién nacidos se sienten habituados al medio acuático gracias a las características del agua, su temperatura y a la similitud con el útero materno.
 
Añadió que es importante el ejercicio físico para el aprendizaje y la adaptación general del niño al ambiente en el que se desarrolla, pues el sistema nervioso central de los bebés es todavía inmaduro, por lo que el programa pretende contribuir al desarrollo del denominado “sistema nervioso autónomo”, que regula las funciones de los órganos internos y que responde a reflejos más primitivos. 
 
Entre los beneficios de esta actividad física para el bebé se encuentran un mejor desarrollo psicomotor, un fortalecimiento del sistema cardiocirculatorio, el desarrollo del sistema inmunológico y el aumento del coeficiente intelectual. 
 
El programa es continuación de una primera fase, en la que ya se demostró que las mujeres que nadaban durante las semanas 20 y 37 de gestación teníasn bebés con menos riesgo de obesidad, prolongaban la lactancia a sus hijos y sufrían menos despresión postparto (Con información de 20 minutos).

Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: