Niños deben viajar seguros en carretera

Un cinturón de seguridad no puede proteger a un niño menor de un metro con 45 centímetros en caso de accidente, señaló especialista.

25/03/2013 9:53
AA

A pesar de que se hace énfasis en evitar el consumo de alcohol al conducir, en realidad el principal factor para los accidentes viales, en ciudad o carretera, es el exceso de velocidad, “un tema que se ha dejado de lado”, dijo en SUMEDICO Radio Paco De Anda Orellana, presidente de Movilidad y Desarrollo, A.C., primera organización de seguridad vial en México, y director general de Safe Kids México A.C.

Antes de salir a carretera, para prevenir accidentes, es necesario considerar varias medidas, de acuerdo con lo expresado por Paco de Anda, quien señaló que antes que otra cosa hay que estar conscientes que Semana Santa es la temporada en la que aumentan los accidentes viales, “especialmente en carretera, ya que según la Secretaría de Salud, en esta época los accidentes aumentan hasta un 20%”, indicó. 

“Es importante mantener una velocidad adecuada a las circunstancias, porque cuanto más se aumenta la velocidad más aumentan los accidentes y, si suceden, pueden ser más graves; también es importante que todos los pasajeros adultos vayan bien asegurados con cinturón de seguridad, inclusive si se viaja en autobús”, dijo.

No obstante, explicó que un cinturón de seguridad no protege a un niño que mide por debajo de un metro con 45 centímetros, porque los cinturones de seguridad están diseñados para esa estatura, por lo que es necesario que utilice un autoasiento adecuado a su peso y estatura.

“En Safe Kids México promovemos el uso del asiento especial para niños porque menos del 30% de los niños menores de cinco años de edad lo utilizan, pero lo más alarmante es que a partir de primaria, menos del 2% de los niños viajan en un asiento especial”, refirió el especialista.

La razón es que, al no estar bien asegurados por el cinturón, si existe un accidente los niños pueden salir disparados de forma caótica, y el niño mismo puede convertirse en un proyectil que ponga en riesgo a otros pasajeros.

Viajar adelante

Uno de los temas principales alrededor de la seguridad de los niños cuando se viaja en carretera es si los niños pueden o no viajar en el asiento delantero. Ante ello, Paco de Anda señaló que es posible siempre y cuando existan dos condiciones: que el automóvil no cuente con asientos traseros, como sucede con camionetas pick ups o algunos automóviles deportivos, y que las bolsas de aire sean desconectadas.

“Una bolsa de aire tiene la función de evitar que el pasajero salga disparado contra el parabrisas o el tablero, y se abre a una velocidad de 320 kilómetros por hora, que es la velocidad a la que aterrizan los aviones”, y si esta se abre cuando un niño viaje en el asiento delantero, como no tiene la estatura de un adulto, puede lastimarse severamente, por ello, después de desactivar las bolsas de aire frontales el asiento debe recorrerse hacia atrás, la mayor distancia posible, para ganar más seguridad.

Sin embargo, Paco de Anda fue enfático al señalar que la recomendación es que el niño viaje en su autoasiento en la parte trasera y en el asiento central trasero.

Educar con el ejemplo

El especialista señaló que es importante acostumbrar a los niños desde pequeños que es necesario que viajen con seguridad, en sus autoasientos y posteriormente con el cinturón de seguridad, explicó el especialista, y abundó en que hasta antes de los tres o cuatro años de edad, los niños deben viajar de espaldas, esto es mirando hacia la parte trasera, “porque si hay un impacto el asiento soporta de mejor manera la fuerza del golpe en cabeza y columna vertebral, además, al ser en los niños la cabeza más grande en proporción a los adultos, ésta puede tener un movimiento violento y provocar lesiones en el cuello”, explicó.

Indicó también que cuando el niño pase a la primaria, debe utilizar un asiento llamado Booster, el cual ya nos e instala con el cinturón de seguridad sino se coloca en el asiento y, al elevar su estatura, ya puede utilizar el cinturón de seguridad, el cual debe “pasar por las partes duras del cuerpo, en los huesos al centro de la clavícula, por el esternón y en la base de las piernas”, indicó Paco de Anda.

Atención al conducir

Para reducir el riesgo de accidentes es importante que los padres focalicen su atención en el camino, evitando cualquier distracción.

“El niño puede ir perfectamente seguro atrás, por lo que los papás no tienen porqué distraerse”, señaló, y dijo que si se va a salir a carretera es importante no beber alcohol, evitar las comidas pesadas, medicamentos que provoquen sueño y, sobre todo, dormir bien antes de manejar.

Finalmente, explicó que es necesario escoger un auto asiento infantil de acuerdo con el peso y el tamaño de un niño, además de confirmar que se trate de una marca certificada, porque en México no existe una regulación para la fabricación de estos asientos.

  • Ver los materiales: tipo de plástico y relleno
  • Confirmar que cuenta con etiquetas informativas en los costados o la parte trasera

“En caso de duda, pueden escribirnos a las cuentas de twitter @safekidsmx o @pacodeanda, y visitar el sitio de internet: www.safekidsmexico.org  y con gusto podemos contestarles sus dudas”, concluyó.


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: