No todo el colesterol es malo

En el organismo existen dos tipos de colesterol, uno es bueno para la salud del corazón; aprende a diferenciarlos.

12/05/2014 12:43
AA
Tener alto el nivel de colesterol siempre es una alerta que nos dice que debemos poner atención en la salud de las arterias y el corazón; pero también es importante que sepamos que en el organismo existen dos tipos de colesterol: el bueno y el malo.
 
El colesterol, viaja a través del flujo sanguíneo en complejos de proteínas que se llaman lipoproteínas. De acuerdo con el blog de la Escuela de Medicina de la Universidad de Harvard, la lipoproteína que nos debe preocupar es la lipoproteína de baja densidad (LDL: Low Density Lipoprotein), mejor conocida como colesterol malo.
 
Explican los especialistas que si un organismo produce más proteínas de las que puede absorber, se aloja en las paredes arteriales y contribuye a la acumulación de placas ateroscleróticas, por eso cuando una persona debe bajar el nivel de colesterol, debe estar atento a reducir el LDL.
 
Por otra parte, el colesterol bueno (HDL: Hight Density Lipoprotein), se encarga de eliminar el colesterol malo (LDL) de las paredes de las arterias y lo transporta al hígado para que lo procese o elimine; también ayuda a reprimir la inflamación y proteger a las células que cubren la superficie interior de las arterias.
 
Hacer un examen de rutina para saber cómo se encuentra nuestro nivel del colesterol es de suma importancia para mantener la salud del corazón. Una persona que tiene un nivel alto de colesterol malo es más propensa a tener ataques cardiacos e ictus, mientras que el colesterol bueno está relacionado con menor riesgo de accidente cerebralvascular, mayor longevidad y mejor funcionamiento cognitivo en edades avanzadas.
 
Otras funciones del colesterol bueno (HDL), según el blog de la Universidad de Harvard son:
  • Funciona como antioxidante: científicos señalan que los antioxidantes pueden proteger contra la enfermedad arterial coronaria al evitar que el colesterol malo reaccione al oxígeno, lo que provoca engrosamiento y endurecimiento progresivo de las arterias.
  • Es antiinflamatorio: la inflamación es una parte esencial de las defensas del organismo, pero también puede causar problemas. En el corazón, la inflamación puede desencadenar aterosclerosis, mantener el proceso en progresión e influir en la formación de coágulos capaces de bloquear las arterias, que son una causa de infarto y accidente cerebralvascular.
  • Previene la trombosis: la trombosis es la formación de coágulos y prevenir que estos coágulos se formen en las arterias coronarias puede evitar ataques cardiacos y accidente cerebralvascular.

Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: