Obesidad en México puede revertirse

Investigador dijo a SUMEDICO, que si en el país se retoman las costumbres alimenticias tradicionales, se pueden tener muy buenos efectos en salud.

31/01/2013 12:16
AA

No es un secreto que en México el 70% de la población es obesa, pero esto puede revertirse si se regresan a los patrones tradicionales de alimentación, explicó a SUMEDICO el doctor Juan Rivera Dommarco, director del Centro de Investigación en Nutrición y Salud en el Instituto Nacional de Salud Pública.

Durante la presentación del Libro “Obesidad en México”, Rivera Dommarco, autor principal de la obra, detalló que el cambio en los estilos de vida y la preferencia por productos industrializados a los naturales, han sido los responsables que cada vez las personas sean menos sanas, más obesas, y con más enfermedades crónicas.

El experto indicó en conferencia que el libro recoge datos de diversas encuestas realizadas por el sector salud, que hicieron concluir a su grupo de científicos que el país lo que necesita son políticas públicas encaminadas a mejorar el estado de salud y evitar que los consumidores sean engañados.

En entrevista, refirió que en el libro, realizado en dos años de estudio y con 70 investigadores involucrados, 40 de forma directa y otros 30 como revisores de pares, encontró que las bebidas azucaradas, postres industrializados, comida empaquetada han causado mucha obesidad y enfermedades derivadas de ésta.

“Todo esto tiene que ver con la modernidad, es más cómodo comprar algo ya industrializado, pero no sabemos lo que comemos, porque incluso las etiquetas están mal hechas y pueden caer en el engaño”, dijo.

Por ello recomendó que las personas prefieran:

  • Consumir comida preparada en casa
  • Optar por tortilla con nixtamal y pan integral, porque tienen granos enteros
  • Evitar comidas y bebidas altas en azúcar
  • Evitar carnes fritas, y mejor consumir carne asada o pollo y pescado a la plancha
  • Consumir platillos ricos en verduras y acompañados con ensaladas
  • Consumir más agua natural

Y respecto a las políicas públicas, el investigador dijo durante la entrevista, que ya están trabajando con el senado para regular:

  • La publicidad dirigida a niños, retirarles promociones y regalos en comida chatarra
  • Un etiquetado frontal que indique qué alimentos deben comerse con frecuencia y cuales casi nunca
  • Revisar las políticas de impuestos a alimentos poco sanos
  • Crear guías de salud alimentaria
  • Lograr que todas las medidas sean vinculatorias

El experto enfatizó que con las etiquetas no se quiere provocar que algún producto deje de ser consumido “podemos comer todo, pero algunas cosas de forma moderada como los dulces o refrescos y otras de forma muy frecuente como las frutas y las verduras”.

También advirtió que antes de gravar con algún impuesto a la comida chatarra, se están haciendo estudios para conocer cuál será el impacto y que todo sea en pro de la salud.

Con todas estas medidas, los expertos esperan que el Acuerdo Nacional de Salud Alimentaria, se vea incluido en el Programa de Desarrollo Social y se apliquen los cambios en la Ley General de Salud, y se contemplen herramientas para su cumplimiento y sanciones para quien no cumpla.

Para lograrlo, el investigador y su equipo, planean presentarle el libro a la Secretaria de Salud Mercedes Juan, quien está muy interesada en el tema. Y aún cuando no tienen fecha para comenzar a aplicar las medidas, ya han comenzado a trabajar con las guías de salud alimentaria que pretenden ser material de educación en escuelas y en todos los centros de salud.

Incompleto el plato del buen comer

Rivera Dommarco, dijo que ya es un gran avance el tener el plato del buen comer, pero aún puede resultar confuso para muchas personas porque  solo informa que se debe tener una dieta variada, “pero aun no nos habla de porciones, no vienen ahí las bebidas, nos hace falta la jarra del buen beber, y sobre todo que sea muy ilustrativa para que las personas además de saber qué alimentos consumir conozca las cantidades y se logre una buena salud”.

El experto enfatizó en la necesidad de comer bien en casa para enseñar a los niños qué es lo sano y este modelo se reproduzca a lo largo de su vida, concluyó.

(*) Juan Rivera Dommarco
Director del Centro de Investigación en Nutrición y Salud, del INSP
jrivera@insp.mx


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: