Olvidan depresión postparto

La salud mental debe ser tan importante como lo es la salud física durante el embarazo.

22/10/2014 3:35
AA

Hasta un 20 por ciento de las mujeres embarazadas sufren problemas psicológicos en el embarazo y no existen medios de salud que se dediquen a detectar, prevenir y tratar los posibles efectos sobre su salud y del futuro del niño.

 
De acuerdo con la doctora Lluïsa García-Esteve, especialista en Psiquiatría Perinatal y Reproductiva, entre un 10 y 13 por ciento de las mujeres que han dado a luz un hijo vivo, padecen depresión postparto.
 
Quienes tienen un mayor riesgo son aquellas con episodios depresivos previos, depresión o ansiedad durante el embarazo, o que cuidan a un familiar con trastorno psicológico. También se asocian el síndrome premenstrual y el cuidado de un hijo con discapacidad o de un padre enfermo.
 
La especialista afirmó que la salud mental es tan importante como el resto de la salud física de las embarazadas, y a pesar de ello se olvida por completo. Explicó que las mujeres embarazadas sufren ansiedad, depresión, obsesiones, ideas suicidas y trastornos alimentarios; el estrés durante la gestación tiene consecuencias a largo plazo en el bebé.
 
Uno de los errores más comunes es considerar que el trastorno sólo se da en mujeres solas, inmigrantes o sin recursos económicos.
 
Los síntomas más comunes son los de la depresión, junto con la tristeza generalizada que puede traducirse en ganas de llorar y dificultad para disfrutar con lo que antes tenía placer, sentimientos de culpa, ideas de desaparecer o morir, dificultades en atención, concentración y memoria, trastornos del sueño o del apetito y empeoramiento del estado de ánimo.
 
Algunas veces el bebé puede ser la única motivación de la madre; en otras ocasiones, la madre puede tener dificultad para sentir o establecer conexión emocional, rechazarlo o incluso no prestarle la atención necesaria.
 
Causas
  • Neurohormonal: estrógenos y hormonas sexuales suben a niveles muy elevados durante el embarazo y descienden bruscamente en el parto. Se evalúa si hay mujeres que no pueden reajustar el equilibrio hormonal.
  • Genética: Determinados polimorfismos genéticos predisponen a las mujeres que los portan a una mayor posibilidad de depresión tras el parto. 
  • Factores psicosociales: Las mamás perfeccionistas están más predispuestas ya que con el alumbramiento y cuidado del bebé se presentan situaciones de alto estrés en un momento en el que existen menos recursos psicológicos para hacerles frente. 
Un estudio realizado entre 240 madres, con depresión postparto, diagnosticadas y tratadas con antidepresivos en el que se estudió su mejoría durante un periodo de 24 meses, mostró que la recuperación media se producía aproximadamente a laos 12 meses, aunque algunas mujeres no habían mejorado a los dos años.
 
Lo anterior significa que todo el año posterior al parto, las madres estarán afectadas, por lo que tendrán alteraciones en su vida, con la pareja, necesitarán una baja laboral y enfrentarán dificultades económicas, por lo que reiteró la importancia de un diagnóstico oportuno.
 

Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: