publicidad

Otros

Anticonceptivos idóneos para adolescentes

La vía para reducir embarazos no deseados es la promoción del uso de anticonceptivos cómodos y de fácil acceso para las adolescentes.

  • 04/10/2011
  • 10:25 hrs.
En México la solución para lograr disminuir la tasa de embarazos no deseados es la promoción de métodos de anticoncepción que sean cómodos y  accesibles para las adolescentes, aseguró la doctora Josefina Lira Plascencia al dictar la conferencia “Medicina del Adolescente” en el marco de la 5ª Reunión de Investigación Pediátrica.  
 
“En México existe una epidemia de embarazos no planeados,  pero no hay razón en desgastarse tanto en hablar del aborto cuando puedes hablar de no embarazarse, existen anticonceptivos tan modernos y eficaces para cada tipo de mujer, de adolescente, que lo mejor es encaminar los esfuerzos a que conozcan estos métodos y tengan acceso casi gratuito a ellos, como ocurre en los países del primer mundo”, subrayó la doctora Josefina Lira, coordinadora de la Clínica del Adolescente del Instituto Nacional de Perinatología.
 
Explicó que México se considera como el país con mayor número de embarazos no deseados, porque la tasa se ubica en 69.5 nacimientos por mil mujeres adolescentes, sin embargo esto no deriva a la imposibilidad de abortar, se trata de una cuestión cultural que se refleja incluso en otros países, como es el caso de  Estados Unidos donde en la población hispana se registra una tasa de nacimientos de  70 nacimientos por mil mujeres adolescentes.
 
“Es una cuestión cultural, si le preguntas a las adolescentes embarazadas que si han pensado en abortar, la gran mayoría te van a decir que no, es una cuestión cultural, de educación, hay un gran apego a los hijos, pese a tener conciencia de las consecuencias adversas que enfrentarán. Ejemplo de ello es lo que pasa en el Distrito Federal, donde acorde a sus encuestas, de todos los abortos practicados sólo 5 por ciento corresponden a adolescentes”.
 
Es por ello que el Instituto Nacional de Perinatología los esfuerzos se han centrado en la difusión de los riesgos de embarazos en adolescentes, así como en la promoción del uso de anticonceptivos.
 
“En mi clínica, 70 por ciento de las menores de 14 años salen con un anticonceptivo y de 16 años es de 90 por ciento; esto se considera un logro importante en otros países, como Estados Unidos, donde nos preguntan cómo ha sido posible este apego por parte de las jóvenes, la respuesta es con información”, enfatizo la especialista.
 
Qué debes tomar en cuenta
 
La doctora Lira Plascencia puntualizó que es importante señalarle a las jóvenes cuáles son las mejores alternativas para ellas, “en lo primero que se piensa es en las pastillas, pero si es olvidadiza, mejor es que no las tome en cuenta, no le van a servir porque se deben tomar a diario”.
 
Una segunda alternativa es el parche, “el cual es bueno porque se ve y entonces se acuerdan que lo deben de cambiar; además su uso es sencillo; lo colocan, lo dejan durante tres semanas, lo retiran y se quedan una semana libre que es el momento de la menstruación. Además tiene una eficacia muy alta del 99.7 por ciento”.
 
Otra opción es el anillo vaginal, el cual se coloca de manera interna, se deja durante tres semanas, se retira y descansa una semana que es la etapa de menstruación.
 
La especialista destacó que son anticonceptivos muy cómodos tanto en la forma de uso como en costo, pues éste oscila entre 180 o 220 pesos.
 
Hay otros métodos muy novedosos y seguros, como es un nuevo dispositivo con la hormona levonorgestrel (ya no es de cobre), el cual es  ideal para mujeres que no han tenido hijos porque es de tamaño pequeño, de larga duración pues se coloca durante cinco años y su nivel de efectividad es similar a cuando hay un amarre de trompas. Sin embargo, el problema es su alto costo, de tres mil pesos.
 
También se encuentra el implante subdérmico, el cual llaman las chicas “chip”, que tiene la misma hormona levonogestrel,  pero su duración es mucho menor, de tres años,  en tanto que el costo supera los 3 mil pesos.
 

publicidad

publicidad

publicidad

publicidad