publicidad

Vacunas indispensables para personas con diabetesOtros

Vacunas indispensables para personas con diabetes

Neumonía, hepatitis B, tétanos, herpes zóster y gripe son algunas vacunas esenciales en diabetes.

  • The New York Times
  • 05/02/2019
  • 16:59 hrs.

Una persona con diabetes requiere contar con todas las vacunas indispensables, debido a que esta enfermedad reduce la capacidad del sistema inmunitario de combatir ciertas infecciones, indica la American Association of Diabetes Educators.





La falta de vacunas en diabetes aumenta el riesgo de complicaciones graves de enfermedades como la neumonía, hepatitis B, tétanos, herpes zóster y gripe.





Al respecto, Evan Sisson, profesor asociado en la Universidad Estatal de Virginia, indica que "las personas con diabetes podrían tener un riesgo más alto de desarrollar ciertas enfermedades, y también de problemas graves por enfermedades que podrían haberse prevenido con vacunas", advirtió.





"Todo el mundo debería saber qué vacunas necesita para protegerse y hablar con el médico sobre si está al día con las vacunas o no", aconsejó Sisson en un comunicado de prensa de la asociación.









Te recomendamos: Primeros auxilios ante un accidente cardiovascular





Recomendaciones sobre vacunación en diabetes





La vacuna contra la gripe es la mejor protección contra la influenza estacional. En un diabético, las complicaciones de salud por la gripe pueden incluir un aumento en los niveles de azúcar en la sangre, neumonía, bronquitis, infecciones en los senos nasales e infecciones de oído.





La vacuna Tdap protege de tres enfermedades graves causadas por bacterias: el tétanos, la difteria y la pertussis (tosferina). Debe ponerse cada 10 años.





La vacuna contra el herpes zóster reduce el riesgo de desarrollar culebrilla y NPH (neuralgia postherpética), unas enfermedades graves que afectan a las personas sin vacunar a medida que envejecen. Si tiene a partir de 50 años de edad, debe ponerse la vacuna contra el herpes zóster.





La diabetes aumenta el riesgo de muerte por infecciones neumocócicas, que pueden incluir infecciones de los pulmones, la sangre, los oídos, y el revestimiento del cerebro y la médula espinal. Las personas deben ponérsela una vez antes de los 65 años de edad, y dos veces más después de esa edad.









Conoce más sobre: Febrero, mes de la salud del hombre





La hepatitis B puede propagarse a través de los medidores de glucosa en la sangre, los dispositivos para pincharse los dedos y otros utensilios para la atención de la diabetes, así que es esencial contar con inmunización Se recomienda la vacuna a personas menores de 60 años. Las personas mayores de esa edad deben preguntar al médico sobre la vacuna.





© Derechos de autor 2018, HealthDay


publicidad

publicidad

publicidad

publicidad