Paciencia, necesaria ante un caso de Alzheimer

Es importante que el cuidador de ponga en los zapatos del paciente con Alzheimer y deje de considerarlo como la persona de antes, dijo experto.

25/02/2013 12:43
AA

Las personas que cuidan a los pacientes con Alzheimer deben tener mucha paciencia y compasión, ya que por la sintomatología de la enfermedad, puede resultar una actividad frustrante, ya que en muchas ocasiones no cuentan con la experiencia ni con la capacitación para cuidar a un paciente con dicha enfermedad.

“Hay momentos en que manejar a alguien que tiene Alzheimer puede resultar difícil, pero hay que tener paciencia y ponerse en su lugar. Es importante intentar comprender por lo que están pasando”, indicó Teresa Dinau, cuidadora de Home Care Assistance, con sede en Palo Alto, California.

Uno de los principales errores que cometen los cuidadores de pacientes con Alzheimer es tratar de conservar a la persona que conocían antes de que se desarrollara la enfermedad, dijo el doctor Jacobo Mintzer, presidente de la Junta Asesora Médica y Científica de la Alzheimer’s Foundation of America, quien refirió que esto puede conducir a actividades que pongan en peligro tanto al paciente como al mismo cuidador, ya que en ocasiones les permiten conducir, cuando saben que ya no pueden hacerlo.

Y señaló que este tipo de confianza puede resolverse de otra forma, por ejemplo mirando con el paciente fotos del pasado, o haciendo una actividad que se sabe le gustaba hacer, como bailar, por ejemplo.

Los especialistas también señalaron que las conductas que resultan más problemáticas pueden superarse con estimulación y atención.

Mintzer explicó que es importante utilizar una voz calmada al dirigirse a los pacientes, y redirigir la atención antes de intentar que el paciente modifique una conducta. También explicó que hay que responder cualquier pregunta, aún si la repite a cada momento, porque para ellos cada pregunta es nueva.

Explicó también que aunque frecuentemente se les permites a las personas con Alzheimer vivir en casa, en el momento que esto deja de ser seguro es necesario considerar la atención a largo plazo.

“El momento en que esto sucede puede ser muy distinto para cada paciente. Si usted vive en la ciudad de Nueva York y tiene un supermercado al lado, es irrelevante que su ser querido ya no pueda conducir. Si su ser querido vive en la parte rural de Carolina del Norte y ya no puede conducir, se moriría de hambre, así que necesita asistencia o atención a largo plazo antes”, ejemplificó.


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: